El Estado Islámico toma parte de la localidad siria de Al Bukamal

(SOS).- El Estado Islámico ha lanzado este viernes una ofensiva contra la localidad siria de Al Bukamal en la que ha empleado al menos diez terroristas suicidas y en la que ha matado al menos a 43 miembros de las fuerzas gubernamentales.

El ataque contra la ciudad, situada en la provincia de Deir ez-Zor y cerca de la frontera con Irak, sería el de mayor escala contra la misma desde que el Ejército sirio se hizo con ella en noviembre de 2017. En los combates habrían participado seis terroristas suicidas que hicieron explotar las cargas que llevaban adosadas al cuerpo y otros cuatro que conducían coches bomba, según fuentes locales.

La exitosa ofensiva tiene lugar menos de una semana después de que al menos 45 miembros de las fuerzas de seguridad y milicianos leales al Gobierno sirio murieran en una serie de ataques de los yihadistas en un frente de unos cien kilómetros en la orilla occidental del río Éufrates en esta provincia, concretamente entre las localidades de Bolil y Al Bukamal.

Por su parte, la Fuerza Aérea iraquí ha bombardeado este jueves las posiciones de los milicianos vestidos de negro en la vecina Siria, según un comunicado del mando militar iraquí.

La operación la ha llevado a cabo un caza F16 contra un aérea controlada por las huestes de Abu Bakr al Baghdadi. El grupo ha sido derrotado en la mayoría de las zonas que controlaba en Irak aunque todavía representa una amenaza en su frontera con Siria.

Las fuerzas leales a Damasco han obtenido numerosos avances en los últimos meses frente a la organización extremista, cuya presencia en el país ha quedado reducida a menos del 3 por ciento del territorio sirio. Actualmente, el Estado Islámico tiene presencia en las provincias de Deraa, Al Hasaka y Deir ez-Zor, después de que haya perdido el control de otras siete provincias sirias desde 2017.

Anuncios

Las FDS lanzan la fase final de su ofensiva contra el Estado Islámico en la frontera siria

(SOS).- Las FDS, una alianza armada liderada por milicias kurdas y apoyada por la coalición internacional comandada por Estados Unidos, lanzaron ayer la fase final de la ofensiva para derrotar al Estado Islámico en la frontera siria e iraquí.

“Anunciamos que nuestras fuerzas, con la participación de la coalición internacional, han empezado la fase final de la campaña Tormenta de Al Yazira”, dijo en un comunicado un portavoz de las FDS, Kino Gabriel.

Esta ofensiva, que comenzó el pasado 9 de septiembre, es denominada así por el operativo de esta alianza contra el Estado Islámico en el sur de la provincia de Al Hasaka y el este de Deir ez-Zor.

“En las próximas semanas, nuestras heroicas fuerzas liberarán esas áreas, asegurarán la frontera siria e iraquí, y acabarán con la presencia del Estado Islámico en el este de Siria de una vez por todas”, indicó Gabriel.

“El Estado Islámico tiene una presencia significativa cerca de las fronteras iraquíes, que se ha convertido en su refugio seguro para planear ataques y llevarlos a cabo alrededor del mundo y expandir su territorio en Siria e Irak. Los ataques desde esas áreas se han incrementado en las últimas semanas”, detalló.

En el texto, el Consejo Militar de Deir ez-Zor, que está vinculado a la coalición internacional y parte de las FDS, explicó que “estas operaciones serán llevadas a cabo en vista a lograr el objetivo de construir una nueva y democrática Siria, libre de terroristas, con su integridad territorial intacta”.

“Damos la bienvenida al apoyo de las fuerzas iraquíes en la frontera y a nuestros socios en la alianza internacional”, manifestó el portavoz de las FDS.

El pasado 25 de abril, el Estado Islámico atacó posiciones de las FDS cerca de una base con presencia de soldados estadounidenses, que derivó en intensos combates entre ambas partes y causó un número indeterminado de bajas, pero terminó con la retirada de los extremistas hacia las zonas que controlan en el este de Deir ez-Zor.

Las fuerzas lideradas por milicias kurdas dominan zonas del este y norte de Siria y gran parte de la zona fronteriza con Turquía e Irak, repartidas en las provincias de Al Raqa, Al Hasaka y Deir ez-Zor.

Estas zonas fueron arrebatadas al Estado Islámico el año pasado en una ofensiva apoyada por tropas estadounidenses y con el respaldo aéreo de la coalición internacional.

(Fuente: Agencias)

Rusia y EEUU mantienen abierto su canal de comunicación ante un posible ataque a Siria

(SOS).- El canal de enlace entre los militares rusos y estadounidenses en Siria para evitar incidentes está activo, dijo hoy el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, mientras se espera un posible ataque de Estados Unidos contra el país árabe.

“Esta línea existe y se encuentra activada. En general, esta línea funciona y está siendo usada por ambas partes”, señaló el portavoz.

Peskov respondía así a la pregunta de periodistas rusos acerca de si las fuerzas armadas de Rusia y Estados Unidos están empleando ese canal para evitar bajas en caso de una ofensiva de Washington en represalia por el supuesto ataque contra la ciudad de Duma.

Al mismo tiempo, el funcionario del Kremlin advirtió de que todas las partes deben “evitar pasos que puedan llevar a una escalada en Siria”.

“Creemos que (el posible ataque de Estados Unidos) tendría un efecto extremadamente destructivo sobre todo el proceso de negociación sirio”, subrayó.

El presidente ruso, Vladimir Putin, abogó ayer por recuperar “el sentido común” en las relaciones internacionales después de que el líder de Estados Unidos, Donald Trump, advirtiera a Rusia de que se prepare para un ataque contra Siria.

“Rusia promete derribar todos los misiles disparados contra Siria. Prepárate, Rusia, porque van a ir, suaves y nuevos e inteligentes”, amenazó Trump en su cuenta de Twitter.

Mientras, el Ministerio de Defensa de Rusia anunció hoy que el Ejército sirio ha tomado bajo su total control Duma, la mayor ciudad de Guta Oriental y último bastión de los extremistas en las afueras de Damasco.

La nota de Defensa indicó que “a partir de hoy en la ciudad actúan unidades de la Policía Militar de las Fuerzas Armadas de Rusia”.

La Policía Militar rusa, recalcó el comunicado, es “garante de la preservación del orden público en la ciudad”.

A la vez, continúa la evacuación de civiles y combatientes de la ciudad de Duma, según explicaron los militares rusos. “Desde el 1 de abril han abandonado Duma 13.504 milicianos y miembros de sus familias”, detalló la nota.

(Fuente: Agencias)

El Ejército sirio prepara una gran ofensiva contra el último bastión extremista en Guta Oriental

(SOS).- Las Fuerzas Armadas sirias están preparando una “gran ofensiva” contra la ciudad de Duma, el último bastión de los extremistas en Guta Oriental, en los alrededores de Damasco. La operación se llevará a cabo a no ser que los milicianos de Jaish al Islam decidan abandonar la ciudad, dijeron este miércoles fuentes oficiales.

“Las fuerzas desplegadas en Guta están preparando una enorme operación militar en Duma si los terroristas de Jaish al Islam no aceptan entregar la ciudad y retirarse del lugar”, sostuvieron esas fuentes. Tras alcanzar acuerdos con otros grupos, el Ejército sirio está realizando una evacuación de combatientes y sus allegados desde otras áreas de Guta Oriental que estaban en manos de los extremistas armados.

Sin embargo, Jaish al Islam ya adelantó que no tenía previsto entregar sus posiciones en Duma, donde los milicianos y sus familiares están encerrados en un enclave rodeado por fuerzas gubernamentales. Un funcionario aseguró que la situación se halla en una fase crítica. “Los dos días que vienen serán decisivos”, señaló la citada fuente, que pidió permanecer en el anonimato.

El jefe de la Oficina Política de Jaish al Islam, Mohamed Alush, manifestó la noche del martes a través de la red social Telegram que las conversaciones con Rusia, aliado del Gobierno sirio y país que ha conducido las negociaciones con los grupos armados en Guta Oriental, proseguían para lograr un acuerdo sobre Duma y que las perspectivas eran “positivas”.

Alush explicó que el equipo negociador de su grupo busca “que se garantice la seguridad de la población y que no haya un desplazamiento de sus familias”, y destacó que Jaish al Islam seguirá defendiendo la localidad. Las Fuerzas Armadas sirias y sus aliados controlan en la actualidad más del 90 por ciento de Guta Oriental, después de que el pasado 25 de febrero iniciaran una ofensiva terrestre.

(Fuente: Agencias)

Milicias pro Ankara y kurdas desmienten la entrada de Turquía en la ciudad siria de Tel Rifaat

(SOS).- Una facción armada aliada de las autoridades de Ankara y las milicias kurdosirias negaron hoy que las fuerzas de Turquía y sus aliados hayan entrado y tomado el control de la ciudad de Tel Rifaat, en el norte de Siria, tras un acuerdo con Rusia.

El comandante de la Brigada Sultán Murad, Ahmad Ozman, cuyo grupo forma parte del ELS, dijo a la prensa que hay negociaciones con Rusia para “la entrega pacífica de Tel Rifaat”, situada a unos 33 kilómetros al oeste de la región de Afrin, en la provincia siria de Alepo.

Ozman destacó que esperan que esto pueda producirse en breve sin derramamiento de sangre “ya que hay grandes avances en las conversaciones sobre este asunto”.

La Brigada Sultán Murad es uno de los grupos que colaboran con el Ejército turco, que el 20 de enero lanzó una ofensiva contra el enclave sirio de Afrin, que estaba dominado por la principal milicia kurdosiria, las Unidades de Protección del Pueblo (YPG).

Anteriormente, fuentes locales habían informado de que Rusia entregó hoy a las fuerzas turcas y a las facciones armadas pro Ankara el dominio de Tel Rifaat, que estaba en manos de las FDS, una alianza armada encabezada por las YPG y aliada de Estados Unidos.

Esas fuentes explicaron que fueron las propias tropas rusas destacadas en Tel Rifaat las que entregaron el control de la localidad a los efectivos turcos y sus aliados, tras un acuerdo en las últimas horas entre ambas partes.

Sin embargo, las citadas fuentes poco después señalaron que las tropas turcas habían detenido su avance en las afueras de Tel Rifaat, después de que las FDS rechazaran abandonar la urbe por la presencia de decenas de miles de desplazados originarios del enclave de Afrin.

Las fuerzas rusas se encuentran en Tel Rifaat desde que Turquía iniciara su ofensiva en la región siria de Afrin, donde estaban desplegadas con anterioridad en aplicación de un pacto de colaboración con las FDS para entrenar a sus efectivos en la lucha contra el Estado Islámico.

Un portavoz de las YPG, Brusek Hasaka, negó también que las fuerzas turcas y “sus mercenarios” hayan ocupado Tel Rifaat y detalló que esas afirmaciones se enmarcan en la “guerra informativa”.

“Nuestras fuerzas están presentes en áreas de Shahba (donde se ubica Tel Rifaat) y resistirán cualquier intento de ocuparla”, afirmó Hasaka en un comunicado publicado en la web de las YPG.

(Fuente: Agencias)

Organizaciones humanitarias reparten ayuda a miles de desplazados del enclave sirio de Afrin

(SOS).- Un convoy humanitario repartió hoy ayuda a desplazados originarios del enclave sirio de Afrin, objetivo de una ofensiva de Turquía, que se han refugiado en la población de Tel Refat, en el norte de la provincia de Alepo.

En un comunicado, el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) informó de que la caravana, que ha sido organizada junto a la Media Luna Roja Siria, está compuesta por 14 camiones, que han transportado 25 toneladas de asistencia a Tel Refat.

La ayuda consiste en equipos de higiene para tres mil personas, así como ropa de abrigo para 21 mil menores y dos mil mujeres; 22.500 mantas y 75 mil pañales para bebés, entre otros.

El texto recordó que es el segundo convoy que llega a Tel Refat desde la intensificación de las hostilidades en Afrin en enero.

En los últimos días, el CICR ha distribuido mantas, colchones y otros artículos a puntos de reparto de la Media Luna Roja en los pueblos de Nubul y Al Zahraa, en el norte de Alepo y que también acogen a desplazados de ese enclave.

El CICR apuntó que esta ayuda no es suficiente y que se necesita hacer más para acceder a Afrin y otras zonas de forma habitual.

En ese sentido, aseguró que hay decenas de miles de personas todavía atrapadas en Afrin con muy poco acceso a asistencia humanitaria.

Más de 98 mil personas han huido de la región de Afrin desde el inicio de la ofensiva de Turquía el pasado 20 de enero, según datos publicados ayer por la Oficina de Coordinación Humanitaria de Naciones Unidas en Siria.

De esos desplazados, al menos 75 mil han escapado a Tel Refat, mientras que 15 mil están en Nubul y 8.500 en Al Zahraa.

Tel Refat está bajo el control de las FDS, una alianza armada liderada por milicias kurdas y apoyada por Estados Unidos, mientras que Nubul y Al Zahraa son dos localidades de mayoría chií dominadas por las tropas gubernamentales sirias.

Turquía anunció el domingo que había tomado la ciudad de Afrin, en la región homónima, tras expulsar a las milicias kurdosirias que la controlaban.

(Fuente: Agencias)

Más de 150 mil civiles sirios han huido de Afrin en los últimos tres días

(SOS).- Más de 150 mil civiles han huido del enclave sirio de Afrin, objetivo de una ofensiva de Turquía, en los últimos tres días, por los continuos bombardeos y disparos de artillería de las fuerzas turcas.

Los desplazados se dirigen hacia los pueblos de Nubul y Al Zahraa, cerca de Afrin y ubicados también en la provincia siria de Alepo.

La huida se produce por los combates violentos que continúan entre las Unidades de Protección del Pueblo (YPG), que dominaban Afrin, contra las tropas turcas y facciones rebeldes leales a Ankara en los accesos septentrionales y occidentales de la urbe de Afrin.

El Gobierno turco considera terroristas a las YPG por sus vínculos con la guerrilla kurda presente en su territorio, el Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK).

Anoche, dieciséis civiles, entre ellos dos mujeres embarazadas, perdieron la vida por los bombardeos turcos en el principal hospital en la ciudad siria de Afrin.

Además, las unidades turcas intentan avanzar en su ofensiva, lanzada el 20 de enero pasado bajo el nombre Rama de Olivo, con la intención de dominar todo el enclave sirio.

La Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos denunció ayer que los combatientes kurdosirios que luchan en Afrin no dejan a los civiles escapar de la ciudad.

La portavoz de la Oficina, Ravina Shamdasani, sostuvo que las milicias kurdosirias solo permiten huir de Afrin a los civiles con algún lazo con los militantes o con las autoridades kurdas, pero incluso en esos casos tienen que pasar por varios controles hasta que llegan a las zonas que están controladas por el Gobierno sirio.

(Fuente: Agencias)