Rusia insta a la ONU a comprobar un posible suministro de armas químicas a Siria

(SOS).- El embajador de Rusia ante la Organización de las Naciones Unidas, Vasili Nebenzia, subrayó la necesidad de comprobar los informes sobre posibles suministros de sustancias tóxicas del Reino Unido y Estados Unidos a Siria.

Las municiones estarían elaboradas por la compañía Federal Laboratories en Estados Unidos y los agentes tóxicos fueron supuestamente fabricados por las empresas Cherming Defence UK de Reino Unido y NonLethal Technologies de Estados Unidos.

Nebenzia aseveró que si los datos se comprueban, estos suministros supondrán una violación de la Convención sobre Armas Químicas, pero en primer lugar “necesitamos ver las pruebas”.

De igual manera, Nebenzia dijo que el Mecanismo Conjunto de Investigación puede encargarse de comprobar los informes.

Este miércoles el Consejo de Seguridad de la ONU realizó una reunión sobre el desarme nuclear de Siria en la que, según Nebenzia, no se examinaron los recientes informes sobre posibles suministros de sustancias químicas del Reino Unido y Estados Unidos a este país árabe.

Por su parte, la portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de Rusia, Maria Zajarova, manifestó que el descubrimiento en Siria de armas químicas de fabricación estadounidense y británica es una prueba de que países de Occidente apoyan directa o indirectamente a los terroristas.

A su vez, un portavoz del Ministerio de Exteriores británico declaró que “el Reino Unido no suministra armas letales a ninguna de las partes en Siria”.

El Pentágono reaccionó a estas acusaciones declarando que Washington nunca proporcionó armas químicas a “la oposición siria”.

Anteriormente, el viceministro de Exteriores de Siria, Faisal Mekdad, informó que el origen de las sustancias tóxicas halladas en los arsenales de los terroristas en Alepo y suburbios orientales de Damasco apunta a que fueron suministradas por Estados Unidos y el Reino Unido.

Precisó que se trata de granadas de mano y proyectiles para lanzagranadas, cargados con sustancias tóxicas irritantes CS.

(Fuente: Agencias)

Rusia, Turquía e Irán abordarán la creación de una zona segura en Idlib

(SOS).- El ministro de Exteriores de Rusia, Sergei Lavrov, ha anunciado este domingo que representantes de los gobiernos de Rusia, Turquía e Irán se reunirán entre el 8 y el 9 de agosto en Teherán para seguir trabajando en la creación de zonas seguras en Siria.

Así lo ha indicado Lavrov en declaraciones a la prensa sobre la reunión que ha mantenido con su par turco, Mevlut Cavusoglu, al margen de la cumbre de la Asociación de Naciones del Sureste Asiático (ASEAN) que se ha celebrado este fin de semana en la capital filipina, Manila.

Lavrov y Cavusoglu “han discutido sustantivamente la situación en Siria, en el contexto de la aplicación del acuerdo para la creación de zonas seguras (…) y del proceso para buscar una solución política”, ha informado el Ministerio de Exteriores ruso.

El jefe de la diplomacia rusa ha comentado que “ahora se está trabajando sobre la zona segura más grande -y tal vez la más complicada- en la provincia de Idlib”, la única que está totalmente en manos de los grupos armados que luchan contra el Gobierno sirio.

Rusia, Turquía e Irán firmaron en mayo un acuerdo para crear cuatro zonas seguras en Siria. En julio se estableció una primera en las provincias de Quneitra, Suwaida y Deraa y otra en Guta Oriental. Ya en agosto ha entrado en vigor la tercera en Homs.

Estos tres países son los garantes del llamado proceso de Astaná, cuyo objetivo es lograr un alto el fuego real entre las partes y que transcurre en paralelo a las negociaciones de paz auspiciadas por Naciones Unidas en Ginebra.

(Fuente: Agencias)

EEUU seguirá cooperando con Rusia para lograr una solución en Siria

(SOS).- Washington continuará colaborando con Moscú para acabar con el Estado Islámico y lograr una solución política del conflicto en Siria, ha señalado un representante del Departamento de Estado norteamericano.

“Estados Unidos apoya cualquier intento que pueda conducir a una desescalada de la violencia en Siria, garantizar el acceso humanitario sin obstáculos, centrar los esfuerzos en la lucha contra Daesh y otros terroristas, así como crear las condiciones necesarias para una solución política del conflicto”, ha dicho el portavoz. “Seguiremos trabajando con nuestros socios, incluida Rusia, para alcanzar estos objetivos y la victoria sobre Daesh”, ha añadido.

La Cancillería rusa confirmó el 2 de agosto que Moscú está preparando la reunión del ministro de Exteriores de Rusia, Serguei Lavrov, y el secretario de Estado de EEUU, Rex Tillerson, anunciada por el propio titular de la diplomacia estadounidense y que tendría lugar al margen del calendario de la ASEAN en Manila. Se espera que la situación en Siria se examine durante este encuentro.

El secretario de Diplomacia Popular, Mahmoud Afandi, ha indicado que Lavrov y Tillerson podrían anunciar durante su reunión en Manila la creación de la tercera zona de distensión en Siria, que podría incluir la parte norteña de la provincia de Homs, en particular las ciudades de Al Rastan y Tel Bisseh, con una población de unas 400 mil personas.

Según Afandi, la zona funcionará como la de Guta Oriental y contará con corredores humanitarios y la evacuación de civiles.

El memorando para la creación de las zonas de distensión –en la provincia de Idlib y parte de las vecinas Latakia, Alepo y Hama; parte del norte de la provincia de Homs; Guta Oriental y determinadas áreas de las provincias de Deraa y Al Quneitra en el sur del país– fue firmado durante la ronda de consultas celebrada el 3 y 4 de mayo en Astaná

El acuerdo, sellado por Turquía, Irán y Rusia, busca afianzar la tregua vigente en Siria desde el pasado 30 de diciembre.

La zona de distensión en Guta Oriental entró en vigor el 22 de julio. Dentro de esta área rige un armisticio logrado tras las negociaciones en El Cairo entre representantes del Ministerio ruso de Defensa y los grupos rebeldes que operan en territorio sirio.

En la zona del suroeste de Siria que abarca las provincias de Al Quneitra, Suwaida y Deraa sigue vigente desde el 9 de julio el alto el fuego acordado por Estados Unidos, Rusia y Jordania, que se comprometieron a utilizar su influencia sobre los bandos para frenar la violencia en el país.

(Fuente: Agencias)

Rusia mantendrá durante los próximos 50 años una base aérea en Siria

(SOS).- El presidente Vladimir Putin ha promulgado una ley que ratifica el acuerdo con el Gobierno de Damasco que permitirá a Rusia mantener su base aérea en Siria durante casi medio siglo.

El acuerdo original, firmado en la capital siria en enero, establece los términos en virtud de los cuales Rusia puede usar su base aérea de Hmeymim, en la provincia de Latakia, que ha empleado para realizar bombardeos aéreos contra los grupos yihadistas.

Putin aprobó el acuerdo el pasado miércoles, después de que las dos cámaras del Parlamento ruso lo respaldaran este mes.

El documento estipula que las fuerzas rusas pueden estar desplegadas en la base de Hmeymim durante 49 años con la opción de ampliar ese acuerdo por periodos de 25 años.

La base de Hmeymim comenzó a construirse en una zona adyacente al aeropuerto de Latakia en 2015, y su existencia fue desvelada por Estados Unidos a principios de septiembre, semanas antes de que arrancaran las operaciones aéreas rusas.

Tiene capacidad para acoger a unos 50 aviones, entre Sukhói SU-24s, Sukhói SU-25s y Sukhói SU-34s.

El despliegue militar ruso incluye tanques, blindados, piezas de artillería y helicópteros.

Tras el derribo de un avión ruso por la aviación de Turquía en el otoño del 2015, el Kremlin decidió desplegar las potentes baterías antiaéreas S-400, creando una zona de no sobrevuelo alrededor de las instalaciones.

(Fuente: Agencias)

Rusia promueve la creación de una nueva “zona de seguridad” en Idlib

(SOS).- El jefe de Operaciones del Estado Mayor de Rusia, el teniente general Sergei Rudskoi, ha dicho que el Kremlin mantiene las consultas con las partes afectadas para establecer una nueva “zona de seguridad” en Idlib, la única provincia que escapa por completo al control del Gobierno sirio.

“Continúan las consultas sobre otra zona (de seguridad) en la provincia de Idlib, tras las cuales la labor en el formato de Astaná proseguirá”, ha revelado Rudskoi en una rueda de prensa.

Idlib se ha convertido en la última semana en uno de los focos de la guerra por los combates entre Ahrar al-Sham, una alianza rebelde de corte islamista, y Hayat Tahrir al-Sham, un grupo formado por antiguos milicianos del Frente al-Nusra.

Tras varios días de enfrentamientos que dejaron más de 90 muertos, entre ellos varios civiles, las facciones firmaron el pasado viernes una tregua para retirarse del cruce fronterizo de Bab al Hawa, entre Siria y Turquía, y dejar su gestión en manos de una “administración civil”.

En virtud de este pacto, Ahrar al-Sham se ha replegado en el sur de la provincia de Idlib y ha cedido así la posición dominante que tenía desde 2015 a Hayat Tahrir al-Sham, que ahora controla una treintena de localidades, incluida la capital.

El 9 de julio entró en vigor una tregua para las provincias de Deraa, Suwaida y Al Quneitra, gracias a la mediación de Rusia, Estados Unidos y Jordania. Estaba previsto que se extendiera también a Idlib y a zonas de Latakia, Alepo, Hama, Homs y Guta Oriental, pero aún no se ha conseguido.

Por otro lado, el teniente general Rudskoi ha detallado que hasta hora un total de 508 localidades se han sumado al armisticio que entró en vigor en junio para todo Siria, lo que eleva el cómputo global a 2.043 localidades.

El militar ruso también ha advertido de que el Kremlin dará “una respuesta contundente” a “cualquier intento de los terroristas de obstaculizar el proceso de reconciliación en Siria”.

(Fuente: Agencias)

Israel rechaza el alto el fuego en Siria

(SOS).- El primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, ha anunciado que su país rechaza el alto el fuego declarado en el sur de Siria, alcanzado la semana pasada por mediación de Rusia y Estados Unidos, al considerar que se trata de un gesto que beneficia a Irán. Así lo ha hecho saber Netanyahu durante el encuentro mantenido este domingo en París con el presidente de Francia, Emmanuel Macron.

Al mismo tiempo que el dirigente israelí realizaba estas declaraciones, fuentes oficiales del Gobierno de Tel Aviv han ratificado que Israel responderá si recibe algún nuevo ataque desde Siria. “Este alto el fuego es un acuerdo horrible que no tiene en cuenta las necesidades de seguridad de Israel”, han asegurado las citadas fuentes gubernamentales.

Entre los varios temas que Macron y Netanyahu han abordado durante la reunión ha aparecido la situación en Líbano, donde el presidente francés ha dicho comprender el peligro que representa el partido milicia chií Hezbolá para los intereses de Israel.

“Comparto la preocupación de Israel sobre la actividad de Hezbolá en el sur del Líbano y sobre las armas en posesión del grupo. Mi deseo es el de llevar a cabo una iniciativa diplomática para promover una reducción de la tensión en la zona”, ha declarado Macron.

Francia es uno de los principales países que conforman la Fuerza Provisional de las Naciones Unidas en el sur del Líbano.

Para expresar su profunda inquietud por el acuerdo alcanzado a principios de julio al margen de la cumbre del Grupo de los 20 (G20) en Hamburgo, el mandatario israelí también ha mantenido la noche del domingo una conversación telefónica con el secretario de Estado estadounidense, Rex Tillerson, y ha anunciado que mantendrá pronto otra con el presidente ruso, Vladimir Putin.

El alto el fuego pactado entre Estados Unidos y Rusia prohíbe a las milicias apoyadas por Irán operar en áreas estratégicas de Siria adyacentes a la frontera de Israel con Jordania.

(Fuente: Agencias)

Rusia y EEUU trabajan en un segundo acuerdo de alto el fuego en Siria

(SOS).- Rusia y Estados Unidos están trabajando sobre un segundo acuerdo de alto el fuego en Siria, según ha afirmado el presidente estadounidense Donald Trump en una rueda de prensa conjunta con su homólogo francés, Emmanuel Macron.

El mandatario norteamericano ha aplaudido el armisticio en el sur de Siria, acordado por Rusia, Estados Unidos y Jordania, que entró oficialmente en vigor el pasado domingo.

“Al tener alguna comunicación y diálogo [con Rusia] pudimos lograr un alto el fuego y va a ir muy bien”, ha señalado Trump, al tiempo que ha reconocido que “francamente, estamos trabajando en un segundo alto el fuego en una parte muy difícil de Siria”.

Durante los cinco días que lleva la tregua, “se han salvado muchas vidas, muchas personas no han muerto, no se han disparado tiros en una parte muy peligrosa del mundo”, ha asegurado el presidente estadounidense.

A su vez, el presidente galo ha dicho que París ha cambiado su doctrina con respecto a Siria, de manera que ahora la lucha contra el terrorismo en el país se ha convertido en su máxima prioridad, mientras que derrocar al presidente Bashar al-Assad ya no es tan relevante.

Macron ha explicado ese cambio con el deseo de “trabajar en estrecha colaboración con todos nuestros socios, incluido Estados Unidos”, y también con el hecho de que la experiencia previa del Gobierno francés —que hace casi siete años cerró su Embajada en Damasco y no mantiene ningún contacto con Al Assad defendiendo la posición de que debe dejar el poder— no tuvo “ningún efecto”.

Los expertos de Rusia, Estados Unidos y Jordania acordaron el memorando sobre el establecimiento de una zona de desescalada en el suroeste de Siria, en concreto en las gobernaciones de Dara’a, Quneitra y Al Suveida. El cumplimiento de la tregua es responsabilidad la Policía Militar rusa en coordinación con las fuerzas jordanas y estadounidenses.

El presidente ruso, Vladímir Putin, calificó de “avance” el acuerdo con Estados Unidos sobre Siria y señaló que las decisiones sobre las zonas de la desescalada en el sur del país fueron acordadas, en gran medida, gracias a que la postura de Washington “se ha vuelto más pragmática”.

El secretario de Estado de Estados Unidos, Rex Tillerson, describió el memorando tripartito como “importante” y aseguró que en el futuro la cooperación entre Washington y Moscú puede extenderse a otras partes de Siria.

(Fuente: Agencias)