Moscú ratifica el acuerdo con Damasco para convertir el puerto de Tartus en una base rusa

(SOS).- El presidente ruso, Vladimir Putin, ha ratificado el acuerdo con Siria para convertir el puerto de Tartus en el mar Mediterráneo en una base naval rusa durante los próximos 49 años.

“El cumplimiento del acuerdo responde a los intereses de Rusia, ya que contribuirá a fortalecer la presencia militar rusa a largo plazo y a garantizar la seguridad en la región”, señala la nota aclaratoria que acompaña al documento.

Según el convenio, que será prolongado automáticamente dentro de 25 años en caso de que ambas partes estén de acuerdo, la base podrá albergar simultáneamente hasta once barcos, incluidos buques de propulsión atómica.

La defensa del territorio por mar y aire corresponderá al Ejército ruso, que desplegó en su momento baterías con misiles antiaéreos S-400.

El puerto de Tartus ha servido de punto de mantenimiento técnico y abastecimiento para la flota soviética o rusa desde la década de 1970 en virtud de un acuerdo suscrito con el entonces presidente sirio, Hafez al-Assad, padre del actual mandatario, Bashar al-Assad.

Ni siquiera en tiempos de la Guerra Fría —cuando la antigua Unión Soviética tenía desplegada en aguas del Mediterráneo a su V Escuadra naval (1967-1992)— llegó a contar Moscú con una base naval permanente en el Mediterráneo.

La Armada rusa regresó al Mediterráneo en 2013 tras más de veinte años de ausencia, y buques como el portaaviones Almirante Kuznetsov y el destructor Pedro el Grande participaron en los bombardeos contra las posiciones yihadistas en Siria.

Putin anunció recientemente la “completa derrota” del Estado Islámico en territorio sirio, tras lo que viajó por vez primera al país árabe y ordenó la retirada de las tropas rusas.

El jefe del Kremlin reconoció que la intervención militar rusa había conservado la integridad territorial de Siria y salvado cientos de miles de vidas.

Entonces, Al Assad le dijo a Putin que el pueblo de su país recordará siempre la ayuda del Ejército ruso y que su presencia es garantía de estabilidad.

Permanecerán en el país árabe las unidades militares que integran las bases de Tartus y del aeródromo de Khmeimim, además del centro de reconciliación de fuerzas y tres batallones de policía militar que se encargarán de garantizar la seguridad en las zonas de distensión.

El ministro de Exteriores ruso, Serguei Lavrov, ha dicho esta semana que Estados Unidos debe abandonar Siria en cuanto sean aniquilados los últimos focos de resistencia yihadista, lo que, en su opinión, ocurrirá pronto.

(Fuente: Agencias)

Anuncios

Las fuerzas gubernamentales siguen avanzando en el noroeste de Siria

(SOS).- Las fuerzas sirias siguieron avanzando este fin de semana en las provincias de Idlib y Hama, en el noroeste del país, y tomaron el control de la localidad de Atshan y otras zonas, tras los enfrentamientos con diferentes facciones armadas.

Según fuentes gubernamentales, las tropas leales a Damasco se hicieron con Atshan y se aproximaron a la ciudad de Jan Shijun, ubicada a unos 12 kilómetros de distancia, además consiguieron dominar las zonas de Al Hamdaniya, Al Nasariya, Al Salumiya, Abu Omar, Al Maraq y la colina Zatar, que se ubican en el noreste de la provincia de Hama, en el límite territorial con Idlib.

Después de sus progresos en los últimos días, los efectivos gubernamentales y sus aliados infligieron graves pérdidas humanas y materiales a los terroristas y controlan un total de 60 pueblos, aldeas y colinas en áreas estratégicas.

Todavía prosiguen los enfrentamientos violentos entre las tropas leales a Damasco y Hayat Tahrir al-Sham (HTS), antiguo Frente al-Nusra y filial de Al Qaeda. El Ejército sirio está bombardeando intensamente las posiciones de esta alianza extremista.

Tras un acuerdo con las autoridades para evacuar la zona considerada estratégica, miembros de HTS y de facciones rebeldes, sus familiares y otros civiles abandonaron anoche la localidad de Beit Yin, próxima a la frontera siria con Líbano e Israel.

Esta mañana llegaron a la provincia de Idlib cuatro autobuses que salieron de Beit Yin, con unos 100 combatientes. Además, seis vehículos accedieron durante la madrugada a la provincia meridional de Deraa, con otros 100 combatientes y unas 30 familias.

El Gobierno sirio ha podido retomar el control de destacadas regiones del país gracias a acuerdos con los milicianos rebeldes, que suelen ser evacuados a Idlib.

Casi toda la provincia de Idlib está en poder de la alianza Hayat Tahrir al-Sham y otros grupos armados. Las fuerzas gubernamentales intentan progresar por esta región desde la vecina Hama.

(Fuente: Agencias)

EEUU y Rusia aprueban una declaración conjunta sobre la crisis en Siria

(SOS).- Los presidentes de Estados Unidos, Donald Trump, y Rusia, Vladimir Putin, han coincidido este sábado en que no hay “una solución militar” para la guerra en Siria, según ha informado el Kremlin, que ha publicado en su página web una declaración conjunta adoptada durante la cumbre del Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC, por sus siglas en inglés).

“El arreglo político definitivo al conflicto debe ser hallado en el marco del proceso de Ginebra, de conformidad con la resolución 2254 del Consejo de Seguridad de la ONU”, han señalado ambos líderes mundiales.

Según el texto acordado, los mandatarios han expresado “su satisfacción por los esfuerzos exitosos de EE.UU. y Rusia para evitar más eficazmente incidentes peligrosos entre militares estadounidenses y rusos, que han permitido elevar considerablemente las bajas del Estado Islámico (EI) en los campos de batalla en los últimos meses”. Putin y Trump han recalcado que “estos esfuerzos continuarán hasta la derrota definitiva del EI”.

Los dos dirigentes han confirmado su respaldo a la soberanía, independencia e integridad territorial de Siria y han llamado a “todas las partes sirias a participar activamente en el proceso político de Ginebra y a apoyar los esfuerzos que apunten a garantizar su éxito”.

Los presidentes han abordado “la necesidad de disminuir los sufrimientos humanos en Siria” y han realizado “un llamamiento a todos los países miembros de la ONU a aumentar su aportación para satisfacer las necesidades humanitarias durante los próximos meses”.

El documento, consensuado por el ministro de Exteriores ruso, Serguei Lavrov, y el secretario de Estado estadounidense, Rex Tillerson, ha sido aprobado por los dos mandatarios en un breve encuentro durante la cumbre de la APEC, según ha explicado el portavoz de Putin, Dmitri Peskov.

En declaraciones a la prensa, Donald Trump ha afirmado que su acuerdo con el jefe de Estado ruso salvará muchas vidas en Siria. “Hemos llegado muy rápido a un acuerdo. Va a salvar un número tremendo de vidas”, ha asegurado el presidente estadounidense a bordo del Air Force One.

Por su parte, Vladimir Putin ha dicho que “es bastante obvio que el trabajo de combate para eliminar el foco terrorista en Siria está llegando a su fin”. “Ahora lo más importante es completar este trabajo y consolidar los acuerdos en las zonas de distensión, concretar el alto al fuego, crear las condiciones para el inicio del proceso político”, ha insistido el presidente de Rusia.

(Fuente: Agencias)

El Ejército turco instala puestos de observación en la provincia siria de Idlib

(SOS).- El Ejército turco comenzó anoche a crear “puntos de vigilancia” en la provincia siria de Idlib para asegurar el cumplimiento del alto el fuego, según lo pactado a finales de septiembre con Rusia e Irán, confirmó hoy el Estado Mayor.

“Unidades de las Fuerzas Armadas turcas iniciaron el 12 de octubre de 2017 los trabajos de establecimiento de puntos de vigilancia, en coordinación con las actividades de exploración que comenzaron el 8 de octubre”, anunció la institución castrense en un comunicado.

El despliegue se enmarca en “la misión de reducción de la tensión en la región de Idlib, cuyo fin es aplicar y vigilar el alto el fuego en el marco del proceso de Astaná, hacer llegar ayuda humanitaria a quien lo necesite y garantizar las condiciones adecuadas para que los desplazados puedan volver a sus casas”, explicó el Ejército.

El envío de tropas se produce en el marco del acuerdo para vigilar conjuntamente el alto el fuego en Siria firmado por Rusia, Irán y Turquía a finales de septiembre en Astaná, la capital de Kazajistán.

La prensa turca informó anoche de que doce blindados del Ejército turco, con unos 80 soldados de las fuerzas especiales, habían entrado en Idlib y que otros 40 militares seguirán pronto.

Diferentes agencias también se han referido al envío de vehículos militares, ambulancias y contenedores a la ciudad turca de Reyhanli, en la frontera con Idlib.

A finales de la semana pasada, Ankara ayudó a milicias rebeldes que combatían al noreste de Alepo a trasladarse a través de territorio turco hasta Hatay para que desde ahí avancen sobre Idlib, en manos del grupo salafista Hayat Tahrir al-Sham (HTS), antiguo Frente al-Nusra y filial de Al Qaeda.

Según los comunicados oficiales turcos, las fuerzas aéreas rusas presentes en la zona apoyan el avance de las milicias respaldadas por Turquía.

Este despliegue turco ha suscitado inquietud en las milicias kurdas presentes en el enclave de Afrin.

(Fuente: Agencias)

Acuerdo para acabar con la presencia del Estado Islámico en la provincia siria de Hama

(SOS).- Las fuerzas gubernamentales sirias y el Estado Islámico han llegado a un acuerdo para la evacuación de los yihadistas y sus familias del este de la provincia central de Hama, que comenzó a aplicarse el viernes.

El pacto establece la salida de cientos de combatientes de la organización radical suní y de sus parientes de los pocos pueblos que siguen bajo el control de los extremistas en el este de Hama.

Los civiles que decidan abandonar esas poblaciones serán realojados en campos de desplazados cerca de la ciudad de Al Salamiya, en esa región.

Ayer, 2.500 personas cruzaron de la zona de Uadi al-Azib, en el este de Hama, en dirección a áreas bajo el control del Frente al-Nusra (la filial de Al Qaeda en Siria) tras pasar por otras en manos de las fuerzas gubernamentales.

Este acuerdo se ha producido tras casi 20 días de combates entre el Estado Islámico y los efectivos del Ejército sirio en esa región.

Por otro lado, el Frente al-Nusra ha iniciado una ofensiva contra las fuerzas gubernamentales al este de Al Salamiya, donde se hizo temporalmente con el control de varios puntos antes de que fuera repelido por sus oponentes.

Los milicianos vestidos de negro están en pleno retroceso en Siria, donde han perdido terreno frente al Ejército nacional, y milicias rebeldes kurdas y sus aliados en sus dos bastiones principales, Al Raqa y Deir ez-Zor.

Hoy, las FDS han capturado el importante campo petrolífero de Conoco, en la provincia de Deir ez-Zor.

Se trata de la primera vez que esta alianza kurdo-árabe, que cuenta con el respaldo de Estados Unidos, se hace con el control de un campo petrolífero en el marco del inicio de su última ofensiva para liberar la provincia, en palabras del comandante de las milicias rebeldes, Ahmed Abu Khawla.

(Fuente: Agencias)

Los primeros milicianos del Estado Islámico evacuados de Líbano llegan a Siria

(SOS).- Un primer convoy con combatientes del Estado Islámico y sus familias ha llegado hoy a Siria a la espera de que sean trasladados a los feudos de la organización yihadista en el país árabe, por virtud de un acuerdo entre el grupo radical suní y el partido-milicia Hezbolá para evacuar la frontera con Líbano.

Una veintena de autobuses y una decena de ambulancias partieron el lunes de la frontera común rumbo a la ciudad siria de Boukamal, en el este, controlada por el Estado Islámico. De acuerdo con la prensa local, unos 250 yihadistas fueron evacuados, entre ellos 25 heridos.

Una primera tanda de vehículos ha alcanzado este martes el punto de intercambio en el este de Siria desde donde serán trasladados definitivamente a Boukamal.

La evacuación es fruto del pacto alcanzado el pasado domingo entre el grupo radical suní y Hezbolá —con el visto bueno del Gobierno de Siria— para alejar a los yihadistas de la frontera con Líbano.

El acuerdo llegó tras una semana de ofensivas separadas del Ejército libanés, por un lado, y Hezbolá y las tropas sirias, por otro, contra los milicianos vestidos de negro en la línea limítrofe entre ambos países.

En un breve comunicado, Damasco resaltó que “tras los éxitos logrados por las Fuerzas Armadas, con la cooperación de la resistencia nacional libanesa en la zona occidental (…) se ha aprobado el acuerdo entre Hezbolá y los terroristas para que estos abandonen esa zona y se dirijan al este del país”.

Horas antes, los ejércitos de Siria y Líbano, así como Hezbolá, habían anunciado un alto el fuego en su ofensiva contra la organización yihadista en la zona de Qalamun.

Miembros del Estado Islámico y del Frente al-Nusra se encuentran desplegados en la montañosa frontera y han utilizado el terreno para lanzar ataques contra las fuerzas de seguridad libanesas.

Las Fuerzas Armadas de Líbano y el partido-milicia Hezbolá han llevado a cabo numerosas operaciones contra los yihadistas para intentar evitar su infiltración y que perpetren atentados en el país de los cedros.

(Fuente: Agencias)

Rusia y EEUU trabajan en un segundo acuerdo de alto el fuego en Siria

(SOS).- Rusia y Estados Unidos están trabajando sobre un segundo acuerdo de alto el fuego en Siria, según ha afirmado el presidente estadounidense Donald Trump en una rueda de prensa conjunta con su homólogo francés, Emmanuel Macron.

El mandatario norteamericano ha aplaudido el armisticio en el sur de Siria, acordado por Rusia, Estados Unidos y Jordania, que entró oficialmente en vigor el pasado domingo.

“Al tener alguna comunicación y diálogo [con Rusia] pudimos lograr un alto el fuego y va a ir muy bien”, ha señalado Trump, al tiempo que ha reconocido que “francamente, estamos trabajando en un segundo alto el fuego en una parte muy difícil de Siria”.

Durante los cinco días que lleva la tregua, “se han salvado muchas vidas, muchas personas no han muerto, no se han disparado tiros en una parte muy peligrosa del mundo”, ha asegurado el presidente estadounidense.

A su vez, el presidente galo ha dicho que París ha cambiado su doctrina con respecto a Siria, de manera que ahora la lucha contra el terrorismo en el país se ha convertido en su máxima prioridad, mientras que derrocar al presidente Bashar al-Assad ya no es tan relevante.

Macron ha explicado ese cambio con el deseo de “trabajar en estrecha colaboración con todos nuestros socios, incluido Estados Unidos”, y también con el hecho de que la experiencia previa del Gobierno francés —que hace casi siete años cerró su Embajada en Damasco y no mantiene ningún contacto con Al Assad defendiendo la posición de que debe dejar el poder— no tuvo “ningún efecto”.

Los expertos de Rusia, Estados Unidos y Jordania acordaron el memorando sobre el establecimiento de una zona de desescalada en el suroeste de Siria, en concreto en las gobernaciones de Dara’a, Quneitra y Al Suveida. El cumplimiento de la tregua es responsabilidad la Policía Militar rusa en coordinación con las fuerzas jordanas y estadounidenses.

El presidente ruso, Vladímir Putin, calificó de “avance” el acuerdo con Estados Unidos sobre Siria y señaló que las decisiones sobre las zonas de la desescalada en el sur del país fueron acordadas, en gran medida, gracias a que la postura de Washington “se ha vuelto más pragmática”.

El secretario de Estado de Estados Unidos, Rex Tillerson, describió el memorando tripartito como “importante” y aseguró que en el futuro la cooperación entre Washington y Moscú puede extenderse a otras partes de Siria.

(Fuente: Agencias)