ACNUR pide un paso seguro para las 140 mil personas desplazadas en el suroeste de Siria

(SOS).- La Agencia de la ONU para los refugiados (ACNUR) hizo el viernes un llamamiento a todas las partes en Siria para proporcionar tránsito seguro a 140 mil civiles desplazados en el suroeste del país por los enfrentamientos de modo que puedan recibir ayuda y alojamiento.

ACNUR también dijo que estaba preparada para debatir con Siria y Rusia sus planes para instalar centros para los refugiados de retorno, insistiendo en que todos los retornos deben ser seguros y voluntarios de acuerdo con la normativa internacional.

Cerca de 13 mil ciudadanos sirios refugiados en países vecinos regresaron a Siria en la primera mitad de 2018, junto a 750 mil desplazados dentro del país, dijo Andrej Mahecic, portavoz de ACNUR, en una rueda de prensa en Génova.

Por otra parte, Francia y Rusia proporcionarán de forma conjunta ayuda humanitaria a la región siria de Guta oriental, un antiguo enclave extremista liberado en abril pasado por el Gobierno sirio, anunció ayer el Elíseo en un comunicado conjunto con el Kremlin.

Ambos países “pondrán en pie en los próximos días un proyecto humanitario conjunto en Siria para responder a las necesidades de la población civil, que son muy importantes en Guta oriental”.

En concreto, se encargarán de las urgencias médicas en los hospitales gestionados por la Media Luna Roja siria, a quienes aportarán material médico de primera necesidad, como medicamentos de urgencia y de reanimación destinados a 500 heridos importantes y medicamentos básicos para el tratamiento de 15 mil heridos leves.

Rusia se encargará de aportar la mercancía a Siria desde Francia, para lo cual un avión ruso aterrizó el viernes por la tarde en la base de Chateauroux, en el centro de Francia.

El envío de la ayuda se hará “según las reglas de la ONU, con el apoyo de Rusia y con respeto al derecho internacional humanitario” y con “neutralidad, imparcialidad e independencia”.

Esta ayuda conjunta fue acordada por el presidente francés, Emmanuel Macron, y su homólogo ruso, Vladimir Putin, durante la reunión que ambos mantuvieron el pasado 24 de mayo en San Petersburgo.

“Francia y Rusia proseguirán sus esfuerzos en el marco del mecanismo de coordinación” para “crear las condiciones de la solución política creíble y duradera” en Siria.

Anuncios

El Gobierno jordano envía ayuda humanitaria a los desplazados en el sur de Siria

(SOS).- Las Fuerzas Armadas de Jordania comenzaron a enviar ayer caravanas de ayuda humanitaria a Siria, para atender a los desplazados que están en la zona de frontera por los violentos enfrentamientos en el sur de su país.

“Este paso se enmarca en la actitud jordana de apoyar a los hermanos sirios para que puedan superar las difíciles circunstancias humanitarias a las que se enfrentan actualmente”, dijo el portavoz del Gobierno, Yamana Gunaimat.

Sin embargo, subrayó la importancia de que “la comunidad mundial asuma sus responsabilidades con respecto de la situación en el sur de Siria y encuentre una solución política que restablezca la seguridad y la estabilidad en Siria”.

El Gobierno jordano ha rechazado los llamamientos de organizaciones internacionales de derechos humanos y activistas jordanos para abrir la frontera, que permanece cerrada desde 2016, argumentando que el país no tiene capacidad para recibir a más refugiados sirios.

La Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR) informó de que sus equipos de rescate solo han podido dar asistencia a cerca de 34 mil civiles, del total de 160 mil desplazados que hay en Deraa por los combates de la última semana.

Mientras, las negociaciones entre representantes de los grupos armados y Rusia, principal valedor del Gobierno sirio, continúan con el fin de alcanzar un acuerdo definitivo sobre el destino de esta zona.

Las conversaciones para un posible pacto fueron “entorpecidas” por los continuos ataques de las facciones extremistas, aunque prosiguen, detallaron fuentes conocedoras del proceso.

El Consejo de Seguridad aprueba una tregua en Siria

(SOS).- El Consejo de Seguridad de la ONU aprobó este sábado una resolución que demanda una tregua de 30 días en toda Siria con el fin de facilitar el suministro de ayuda humanitaria y las evacuaciones de heridos y enfermos. Tras cerca de dos semanas de intensas negociaciones, finalmente salió adelante un texto de compromiso con el apoyo unánime de los quince Estados miembros.

El Consejo de Seguridad ordena que, una vez que el cese de las hostilidades sea efectivo, todas las partes permitan el acceso seguro de convoyes humanitarios de Naciones Unidas y sus socios a cualquier punto necesitado de ayuda. Además, exige que se facilite la entrada de personal sanitario para atender a heridos y enfermos y que se autorice a la ONU a llevar a cabo evacuaciones médicas cuando sea necesario.

El secretario general de Naciones Unidas, Antonio Guterres, celebró la resolución aprobada por el Consejo de Seguridad y dijo esperar que se adopte de manera inmediata.

“El secretario general acoge con satisfacción la aprobación por parte del Consejo de Seguridad de una resolución que exige el cese de las hostilidades en Siria durante al menos 30 días”, indicó en un comunicado el portavoz de Guterres, Stéphane Dujarric.

Además, subrayó que el secretario general espera que la resolución, con la que se busca facilitar el suministro de ayuda humanitaria y las evacuaciones de heridos y enfermos, “se implemente y mantenga de manera inmediata”, y señaló que la ONU está preparada para hacer su parte.

Guterres recordó a las partes en conflicto su “obligación absoluta” en virtud del Derecho Internacional Humanitario y de los derechos humanos de proteger “en todo momento” a la población civil y su infraestructura.

En ese sentido, advirtió de que los esfuerzos para combatir el terrorismo no reemplazan esa obligación.

La resolución, impulsada por Suecia y Kuwait, “demanda” a todas las partes del conflicto un alto el fuego humanitario de al menos 30 días en la totalidad del territorio sirio.

La tregua, sin embargo, autorizará que continúen las operaciones militares contra grupos considerados terroristas por la ONU, incluidos el Estado Islámico (EI) y el Frente al Nusra.

(Fuente: Agencias)

Bruselas acogerá en abril la segunda conferencia de apoyo al futuro de Siria

(SOS).- Bruselas acogerá los próximos 24 y 25 de abril la segunda conferencia de apoyo al futuro de Siria y la región con la que la Unión Europea (UE) espera movilizar recursos y sostener el proceso liderado por Naciones Unidas para llegar a una solución política negociada en el país.

“Apoyar el proceso político de Ginebra es la única manera de empezar una transición política negociada, única solución para Siria y los sirios”, afirmó este viernes la alta representante europea para la Política Exterior, Federica Mogherini, al término del consejo informal de ministros de Exteriores celebrado en la capital búlgara.

Mogherini anunció las fechas de esta conferencia con la que espera contribuir a la estabilización y planificación del futuro del país y seguir proporcionando ayuda humanitaria al pueblo sirio.

“Esperamos obtener nuevas promesas sabiendo que desde el punto de vista de la UE habrá nuevos compromisos”, auguró la política italiana, quien dijo, sin embargo, que es “demasiado pronto para poder dar cifras esperadas” sobre donaciones.

La situación en Siria es uno de los asuntos que han tratado los ministros en esta reunión, después de que la ONU advirtiera del riesgo de que la guerra se contagie al resto de Oriente Medio ante la escalada de tensiones, un temor que ya han expresado Estados Unidos y Rusia.

“Es extremadamente importante no solo para los europeos sino para la región que nos quedemos muy atentos a la situación humanitaria de Siria”, afirmó Mogherini, quien incidió en “seguir movilizando a la comunidad internacional”.

La política italiana advirtió de que “no es suficiente que los donantes vengan y hagan promesas”.

“Tenemos que asegurarnos de que las cumplan”, añadió, al tiempo que auguró que “de aquí a la conferencia de Bruselas haya movimientos para rebajar tensiones”, algo que “por el momento no se constata”.

“La situación sobre el terreno se está deteriorando. El trabajo aún sigue pero la situación es dramática. La UE tiene el foco puesto en el conflicto”, subrayó Mogherini.

La ministra búlgara de Asuntos Exteriores, Ekaterina Zaharieva, esperó que en estos seis meses de presidencia de turno de Bulgaria se ponga el foco en “el conflicto olvidado que se desarrolla desde hace tanto tiempo y que la opinión pública olvida”.

“Pensábamos que este país estaba levantándose, pero toda la UE tiene que estar atenta a la ascensión de los conflictos”, consideró.

En la última conferencia en Bruselas, en abril del año pasado, se comprometieron seis mil millones de dólares (5.600 millones de euros) para Siria, de los cuales cuatro mil millones de dólares (3.700 millones de euros) procedieron de la UE y sus Estados miembros.

Además, la Comisión Europea comprometió otros 601 millones de dólares (560 millones de euros) para Siria, Jordania y el Líbano en 2018.

La UE lidera las donaciones para el pueblo sirio con cerca de diez mil millones de euros que se han movilizado para ayuda humanitaria, al desarrollo y para la economía y estabilización desde el inicio del conflicto.

(Fuente: Agencias)

El PMA accede a localidades de Al Raqa por primera vez en tres años

(SOS).- El Programa Mundial de Alimentos (PMA), que suministra comida a cerca de 200 mil personas en Siria cada mes, ha podido acceder “por primera vez en tres años” a Mansoura y otras zonas rurales de la provincia de Al Raqa gracias a la reapertura de nuevos accesos terrestres.

El avance de la coalición internacional en la zona de Al Raqa ha permitido la reapertura de rutas terrestres que facilitan y abaratan la distribución de alimentos en las partes más afectadas por el conflicto sirio. En la ciudad de Tabqa, el PMA “ha duplicado a 25 mil el número de personas asistidas”.

Al Raqa fue ocupada por el Estado Islámico en 2014 y el PMA no ha tenido acceso a zonas vulnerables de la región hasta marzo de 2017. Antes de la liberación de la carretera que recorre el norte de Siria, desde Alepo a Hasaka, el PMA solo podía acceder a algunos puntos de las provincias de Hasaka, Al Raqa y Deir ez-Zor por aire, lanzando desde aviones suministros de emergencia.

Sin embargo, la asistencia desde tierra resulta más efectiva y conlleva menos gastos, según la organización humanitaria, un ahorro que se puede invertir en socorrer a más personas. “Al sustituir los lanzamientos aéreos por entregas por tierra se ahorran unos 19 millones de dólares al año, ya que un camión puede llevar la misma cantidad de alimentos que puede transportar un avión a un coste mucho más reducido”, ha informado el representante y director del PMA en Siria, Jakob Kern.

(Fuente: Agencias)

5 millones de refugiados sirios dependen aún de la ayuda humanitaria

(SOS).- Durante estos últimos 6 años, Siria ha quedado destruida y millones de familias han sido obligadas a abandonar sus hogares, en un conflicto donde la población civil ha sido objetivo militar y que ha generado un drama humanitario sin precedentes desde la Segunda Guerra Mundial. A pesar del anhelo de paz y de volver a sus ciudades y sus casas, la situación devastadora en que han quedado, se lo impide. Los damnificados son millones de familias obligadas a huir del conflicto.
Según datos de ACNUR, tres de cada cuatro sirios se han visto obligados a huir de sus casas, y de ellos el 73 por ciento son mujeres y niños. Actualmente hay 6,3 millones de desplazados internos y 4,9 millones de personas refugiadas en países vecinos como Turquía (2,9 millones), Líbano (un millón) o Jordania (656 mil).

La Fundación para la Promoción Social de la Cultura (FPSC) trabaja en estos países vecinos y sus acciones de ayuda humanitaria se dirigen principalmente a los colectivos más vulnerables, menores, personas con discapacidad, ancianos, mujeres y minorías, por ser quienes padecen con más rigor las consecuencias de los conflictos armados.

En la actualidad, en los campos de refugiados de Jordania (Za’atari y Azraq) en el norte del país (donde la FPSC es la única ONG española), las acciones priorizan a los refugiados con discapacidad, con especial atención a mujeres y niños, a través de la atención médica personalizada, distribución y mantenimiento de las ayudas para la movilidad (desde bastones y muletas hasta sillas de ruedas y dispositivos ortopédicos); las actividades inclusivas y la sensibilización acerca de la realidad y los derechos de las personas con discapacidad.

En Líbano, se trabaja con refugiados y sus familias que necesitan apoyo psiquiátrico o psicológico a causa de las duras circunstancias por las que han atravesado y la situación en que viven. Se prestan servicios sanitarios para la mejora de la salud mental en la clínica de FPSC en el Valle de la Bekaa. También se trabaja en el establecimiento de una red solidaria, social, sostenible e innovadora de productos de segunda mano para tratar de paliar las condiciones de pobreza del país y para fomentar la mejora de las relaciones entre la población refugiada y la población local.

(Fuente: FPSC)

Kazajistán envía 500 toneladas de ayuda humanitaria al pueblo sirio

Astaná (AsiaNews/Agencias).- El gobierno kazajo envió unas 500 toneladas de ayuda humanitaria al pueblo sirio. Las provisiones, que incluyen harina, carne en lata, arroz, pasta y té, llegaron al puerto de Tartus el pasado 5 de enero.

Durante un encuentro con la delegación siria, el embajador kazajo en Jordania, Azamat Berdybai afirmó que “si bien la comunidad internacional hace todos los esfuerzos posibles, la situación humanitaria es todavía catastrófica. Por este motivo, el presidente Nursultan Nazarbayev decidió enviar ayuda humanitaria a Siria. Las 500 toneladas del cargo -distribuidas en 33 contenedores- incluyen fundamentalmente comida y medicinas y están destinadas al pueblo sirio, que desde hace seis años sufre a causa de la guerra”.

Esta no es la primera vez que Kazajistán envía ayuda al país árabe. En 2012, a través de la Organización para la cooperación islámica, Astaná destinó unos 400 mil dólares estadounidenses a los gobiernos de Jordania y Líbano, para asistir humanitariamente a los refugiados sirios.

En octubre 2015, al finalizar las negociaciones entre los representantes de la oposición siria en Astaná, Kazajistán aceptó proveer de medicamentos, comida y equipos por un valor de 316 mil dólares estadounidenses a los refugiados sirios en la frontera con Turquía.