Netanyahu se reúne con Putin para abordar la crisis de Siria y el acuerdo nuclear con Irán

(SOS).- El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, acompañó este miércoles al presidente ruso, Vladimir Putin, durante el tradicional desfile militar en la Plaza Roja de Moscú con motivo del 73 aniversario de la Victoria sobre la Alemania nazi. Junto con el líder serbio, Aleksander Vucic, fueron los dos únicos dirigentes extranjeros que acudieron a la cita. Tras la parada militar, los tres hicieron una ofrenda floral en la tumba al soldado desconocido.

Poco después, Putin recibió en el Kremlin a Netanyahu y le dijo que tenían que hablar largo y tendido porque la situación en Oriente Medio “es muy grave”. El martes, el presidente estadounidense, Donald Trump, anunció el abandono de su país del acuerdo nuclear con Irán, cuestión en la que Moscú y Tel Aviv mantienen posturas diametralmente opuestas. Israel aplaudió la decisión de Trump mientras Rusia la calificó de “decepcionante”.

Los dos países discrepan también en relación con el papel que debe jugar el presidente sirio, Bashar al Assad, en la transición de su país y sobre la conveniencia de que en Siria siga habiendo fuerzas iraníes. Irán es el principal aliado de Rusia en la zona mientras que para Israel es un enemigo irreconciliable.

El primer ministro israelí, según la prensa de su país, le dijo este miércoles a Putin que “Israel tiene la necesidad y el derecho de defenderse de Irán”. El máximo dirigente ruso, sin embargo, cree desde hace tiempo que Israel debería “olvidarse del pasado y centrarse en la situación actual”, a su juicio, no tan amenazante para Israel como Netanyahu la pinta.

El jefe del Gobierno israelí indicó al salir del encuentro que ve “poco probable” que la fuerzas rusas intenten hacer algo para impedir a Israel llevar a cabo sus acciones militares en Siria contra objetivos iraníes.

Desde que las autoridades de Moscú se implicaron en la guerra en Siria, el 30 de septiembre de 2015, Netanyahu ha acudido a Rusia para reunirse con Putin cerca de una decena de veces. Este año, el primer ministro israelí estuvo en la capital rusa a finales de enero y ya advirtió que su país no permitirá a Irán perpetrar otro Holocausto contra el pueblo judío. “Dicen abiertamente que quieren destruirnos, pero nos levantaremos con toda la fuerza contra ese régimen terrorista”, apuntó Netanyahu entonces en presencia de Putin.

Este miércoles, el mandatario le quiso dejar claro a su anfitrión ruso que “en Israel no olvidamos ni por un momento el gran sacrificio del pueblo ruso y del Ejército Rojo en la victoria contra el monstruo nazi”. “Es increíble, pero 73 años después del Holocausto, hay un país en Oriente Medio, Irán, que pide la destrucción de otros seis millones de judíos”, recalcó.

Ante de viajar a Rusia, Netanyahu aseguró que trataría con Putin la necesidad de garantizar una coordinación continua entre las fuerzas armadas rusas e israelíes para evitar incidentes en Siria.

(Fuente: Agencias)

Anuncios

Israel amenaza a Irán con un enfrentamiento por su despliegue militar en Siria

(SOS).- El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, ha advertido al comienzo de la reunión semanal con su gabinete de Gobierno que “la Guardia Revolucionaria ha introducido armamento moderno en Siria para atacarnos”. “Mejor pronto que tarde, estamos decididos a detener la agresión iraní desde su origen, aunque ello suponga un enfrentamiento”, ha asegurado.

Netanyahu tiene previsto reunirse el miércoles en Moscú con el presidente ruso, Vladimir Putin, para plantearle que frene el avance militar de Irán en Siria, donde ambos países apoyan militarmente al Gobierno de Damasco. Se trata de “un encuentro especialmente importante a la luz de los crecientes esfuerzos iraníes de establecer bases militares contra Israel en Siria”, ha aseverado.

La reunión entre ambos mandatarios se producirá tres días antes de que venza el plazo fijado por el presidente Donald Trump para decidir sobre la retirada de Estados Unidos del pacto nuclear con Teherán.

“No queremos una escalada [militar], pero estamos preparados para cualquier escenario”, ha puntualizado el jefe del Gobierno israelí.

El Estado de Israel sostiene que las fuerzas iraníes han desplegado en territorio sirio drones armados, misiles tierra-tierra y sistemas de defensa antiaéreos contra su aviación de combate.

“Las naciones que no se mostraron preparadas para actuar a tiempo contra una agresión pagaron un precio mucho más alto después”, ha subrayado Netanyahu.

El primer ministro israelí lleva más de dos décadas alertando contra un eventual rearme nuclear de Teherán, cuyo régimen percibe como una amenaza existencial para su país. El acuerdo nuclear de 2015 —firmado por Estados Unidos, Francia, Reino Unido, Alemania, Rusia y China— supuso su mayor revés internacional.

Ante la consolidación militar iraní tras siete años de guerra en Siria, el mandatario israelí trata ahora de revertir los efectos del pacto de la mano de Trump.

El acuerdo —ha señalado— permite el “enriquecimiento de uranio y el enriquecimiento iraní”. “Es un pacto horrible y lo último que se puede decir es que bloquee el camino hacia la bomba. De hecho, hace todo lo contrario. ¿Qué queremos?. Que sea totalmente reformado o totalmente descartado”, ha insistido Benjamin Netanyahu.

(Fuente: Agencias)

De Mistura se reúne en Moscú con Lavrov para rebajar la tensión en Siria

(SOS).- El ministro de Exteriores ruso, Serguei Lavrov, y el enviado especial de la ONU para Siria, Staffan de Mistura, se reunieron ayer en Moscú para rebajar las tensiones en Siria.

“Lo importante es no salirse del cauce del derecho internacional y vamos a exigir a nuestros socios que sigan precisamente esa línea y no traten de recurrir a combinaciones geopolíticas en detrimento de los intereses del pueblo sirio”, dijo Lavrov durante la reunión con De Mistura.

El jefe de la diplomacia rusa recordó que desde su último encuentro ha pasado menos de un mes, pero ahora las condiciones son “mucho menos halagüeñas” que entonces.

“Aún así no podemos rendirnos y haremos lo posible para no alejarnos de los acuerdos clave conseguidos en el Consejo de Seguridad en el marco del proceso de arreglo sirio y en el Congreso de Diálogo Nacional Sirio en Sochi”, señaló.

El diplomático sueco, por su parte, señaló que vino a Moscú por encargo del secretario general de la ONU y con el objetivo de acelerar las consultas sobre Siria después de una semana “muy tensa”.

Asimismo, se congratuló por el hecho de que pese a las tensiones, continúe funcionando el mecanismo especial entre los militares de Rusia y Estados Unidos para evitar incidentes en Siria, lo que permite, subrayó, esquivar unas consecuencias más graves.

De Mistura insistió en la necesidad de continuar los esfuerzos para rebajar la tensión en Siria. “Creo que tanto nosotros como ustedes estamos interesados en eso”, afirmó.

Al término de la reunión con el enviado especial de la ONU, Lavrov aseguró que las partes llegaron a un “entendimiento” sobre las vías de una desescalada en Siria y coincidieron en el rechazo de la solución militar del conflicto.

“Tanto nosotros como nuestros amigos de la ONU coincidimos en que el problema sirio no tiene solución militar y los intentos de aplicar ese guión amenazan con las consecuencias más nefastas tanto para Siria como para la estabilidad regional”, resumió el canciller ruso.

Por otra parte, Lavrov destacó la disposición que tiene el jefe de Estado ruso, Vladimir Putin, en sostener un encuentro próximamente con el presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

Desde el Kremlin esperan que la Casa Blanca concrete la visita de Putin a Washington, después de que el mandatario estadounidense le extendiera una invitación durante el mes de marzo del presente año.

“El presidente de Estados Unidos hizo esa invitación en una conversación telefónica, algo que ya se sabe. Dijo que se alegrará de ver a Putin en la Casa Blanca. (…) No queremos ser insistentes, pero tampoco queremos ser descorteses, y esperamos que el presidente Trump concretará la invitación que hizo”, declaró el ministro de Exteriores.

A pesar del distanciamiento que ha existido a raíz de las acusaciones de Reino Unido por el caso Skripal y los ataques de Estados Unidos a Siria, el canciller ruso señaló la firme intención del presidente Vladimir Putin de asistir al encuentro en Washington.

(Fuente: Agencias)

Turquía, Rusia e Irán analizarán la situación en Siria el próximo 4 de abril

(SOS).- Los presidentes de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, Rusia, Vladimir Putin, e Irán, Hasan Rohani, celebrarán el día 4 de abril una cumbre en Estambul para analizar el escenario de la guerra en Siria.

Los tres dirigentes se reunirán para conversar sobre la situación en el país árabe, continuando así las negociaciones iniciadas el pasado mes de noviembre en la cumbre celebrada en la ciudad rusa de Sochi, informan hoy los medios turcos.

La decisión de fijar el encuentro en Estambul se tomó el pasado 8 de febrero durante conversaciones telefónicas de Erdogan con sus homólogos ruso e iraní.

Putin y Erdogan se encontrarán en Estambul ya el 3 de abril para participar en una sesión del Consejo de alto nivel para la cooperación ruso-turca.

La semana que viene, entre el lunes y el miércoles, el ministro de Exteriores turco, Mevlut Cavusoglu, viajará a Moscú para asistir a una reunión de un órgano de planificación estratégica de dicho Consejo.

Putin y Erdogan se vieron en Sochi a finales de enero en una cumbre dedicada a Siria, reunión a la que no asistió Rohani.

Tras superar la crisis diplomática de 2015 y 2016, provocada por el derribo de un avión ruso por parte de Turquía, los dos países han desarrollado una estrecha cooperación económica y política, pese a que apoyan a bandos enfrentados en el conflicto de Siria.

Moscú es, junto a Irán, el principal valedor del Gobierno sirio, mientras que Ankara respalda a grupos rebeldes, algunos de ellos extremistas, que combaten contra las fuerzas gubernamentales.

Ya en las conversaciones de Astaná, celebradas en verano pasado, Rusia y Turquía acordaron crear las llamadas “zonas de distensión” en Siria, y bajo este acuerdo se han desplegado tropas turcas en la provincia siria de Idlib, estableciendo “puntos de observación”, siempre en coordinación con los militares rusos que controlan zonas cercanas.

(Fuente: Agencias)

Al Assad se reúne con Putin para buscar una salida política a Siria

(SOS).- El presidente de Rusia, Vladimir Putin, y el de Siria, Bashar al-Assad, se reunieron ayer en Sochi para hablar del conflicto en Siria, informó este martes el Kremlin. Ambos líderes coincidieron en la necesidad de pasar de las operaciones militares a la búsqueda de una solución política en el país árabe. Al Assad permaneció cuatro horas en territorio ruso.

Al comenzar las conversaciones con su homólogo sirio, Putin expresó que le gustaría debatir sobre “los principios fundamentales de la organización del proceso político, así como la celebración del Congreso de los pueblos de Siria, que cuenta con su apoyo”, indicó el departamento de prensa de la Presidencia rusa. Por su parte, el presidente sirio destacó que la operación militar que realiza Rusia en su país desde hace poco más de dos años “se desarrolla con mucho éxito”.

“En este periodo se han conseguido grandes logros, tantos en los campos de batalla, como en el plano político. Muchas regiones de Siria han sido liberadas de los terroristas”, dijo Al Assad. Esta operación militar “ha permitido impulsar el arreglo político en Siria”, añadió.

El dirigente sirio agradeció a Vladimir Putin su ayuda para preservar la integridad territorial y la independencia de su país. “Esta gratitud se extiende a la estructuras del Estado ruso que nos han prestado asistencia. En primer lugar, esto se refiere al Ministerio de Defensa de Rusia, que ha estado con nosotros todo este tiempo”, aseveró. Al Assad recalcó el interés del Gobierno sirio de impulsar el proceso político, sobre todo en esta etapa, después de haber “conseguido victorias sobre los terroristas”. “Consideramos que la situación que se ha creado en el terreno nos permite esperar progresos en el proceso político”, aseguró el mandatario sirio, al tiempo que manifestó su confianza en el apoyo de Rusia para garantizar que no haya injerencia foránea en dicho proceso.

El jefe del Kremlin, a su vez, subrayó que el terrorismo es un problema global y que la victoria definitiva sobre él “está aún muy lejos”. “Pero en lo que se refiere a nuestro trabajo conjunto en la lucha contra los terroristas en el territorio de Siria, esta operación militar efectivamente está llegando a su término”, apuntó. Lo más importante ahora es “pasar a los procesos políticos”, insistió.

Al término de la reunión, Putin le presentó a Al Assad a los miembros de la jefatura del Ministerio de Defensa y del Estado Mayor General de las Fuerzas Armadas de Rusia. “Quiero presentarle a las personas que tuvieron un papel decisivo en la salvación de Siria”, afirmó.

Ambos presidentes no se reunían desde el 20 de octubre de 2015, pocas semanas después de que Rusia lanzara su operación militar en Siria, que dio un vuelco al conflicto en favor de las fuerzas gubernamentales.

El encuentro se ha celebrado apenas dos días antes de que se reúna la cumbre trilateral entre Putin y sus homólogos turco e iraní, Recep Tayyip Erdogan y Hasan Rohani, para relanzar el proceso de paz en el país árabe.

Por otro lado, la presidencia rusa informó de que Vladimir Putin mantendrá este martes una conversación telefónica con su homólogo estadounidense, Donald Trump; una llamada que llega después de la reunión del mandatario ruso con Bashar al-Assad. El mandatario ruso conversó con el emir de Qatar y tiene previsto hacer lo mismo con otros líderes de Oriente Medio.

Este domingo, los ministros de Exteriores de Rusia, Irán y Turquía, Sergei Lavrov, Mohamad Javad Zarif y Mevlut Cavusoglu, respectivamente, coincidieron en que el nivel de violencia en Siria ha disminuido lo suficiente como para impulsar una solución política en el país. Los dirigentes de estos tres países volverán a reunirse mañana en Sochi.

(Fuente: Agencias)

Erdogan se reúne con Putin para analizar la situación en Siria

(SOS).- Los líderes de Rusia y Turquía, Vladimir Putin y Recep Tayyip Erdogan, destacaron al inicio de su reunión en Sochi que las relaciones entre los dos países se han restablecido prácticamente hasta el nivel anterior a la crisis que sufrieron tras el derribo de un caza ruso por Ankara hace dos años.

“Voy a subrayar que nuestras relaciones pueden considerarse prácticamente restablecidas en su totalidad”, dijo Putin al recibir esta tarde a su colega turco en su residencia en el mar Negro.

El mandatario ruso subrayó que el intercambio comercial entre los dos países ha crecido en más de un tercio en los primeros nueves meses de este año, después de una fuerte caída a lo largo de todo el año pasado.

“Nuestras relaciones bilaterales y la cooperación en la solución de problemas regionales nos dan la posibilidad de mirar al futuro. Con cada día que pasa nuestras relaciones se desarrollan más y mejor en los ámbitos político, militar y comercial”, señaló a su vez Erdogan.

Pese a todo, Rusia aún mantiene algunas restricciones a las importaciones turcas, impuestas después de que un caza turco derribara a finales de 2015 un avión de guerra ruso que sobrevolaba la frontera entre Turquía y Siria.

Los dos líderes reconocieron que sus frecuentes reuniones al más alto nivel ayudan a mejorar esa cooperación.

Putin y Erdogan ya han celebrado cinco reuniones en lo que va de año, la última el pasado mes de septiembre en Ankara, y los dos líderes exhiben una buena sintonía, pese a apoyar bandos enfrentados en Siria.

Moscú ha desplegado militares y aviación en Siria para respaldar el Gobierno, mientras que las tropas turcas colaboran con las milicias rebeldes alzadas en armas contra Damasco.

El conflicto sirio, de hecho, será el tema central de las conversaciones entre Putin y Erdogan.

La “mayor parte de las conversaciones” estará dedicada a solucionar el conflicto en Siria, adelantó a la prensa Yuri Ushakov, asesor del jefe del Kremlin para asuntos internacionales.

“Siria está permanentemente en el campo de atención de los presidentes de Rusia y Turquía, y ellos permanentemente intercambian opiniones sobre la situación allí”, aseguró Ushakov.

Según el asesor presidencial, no descarta que la agenda de la reunión se incluya el debate de los preparativos del Congreso del Diálogo Nacional de Siria en Sochi, una conferencia de paz impulsada por Rusia, que ha sido rechazada por Ankara, que se opone a la participación de los kurdos.

“Por lo que sabemos, esta reunión no se celebrará el próximo día 18. Las fechas será fijadas más tarde”, apuntó el asesor de Putin.

Antes de viajar a Sochi, el presidente de Turquía indicó que la solución del conflicto en Siria debe incluir la opción militar y que decir lo contrario, en referencia a una declaración de Estados Unidos y Rusia, sería “engañar al mundo”.

“No lo entiendo. Se dice que no hay solución militar, pero el número de personas que el Gobierno central ha matado con medios militares supera ya un millón”, sostuvo.

Erdogan reaccionó así al ser preguntado por la declaración conjunta del sábado de los presidentes estadounidense y ruso, Donald Trump y Vladimir Putin, respectivamente, en la que afirmaban que “no hay solución militar para Siria”.

“Pues que retiren a sus soldados. Que lo soliciten con medios políticos. Que busquen maneras de celebrar elecciones cuanto antes. ¿Lo han intentado con estos medios durante 7-8 años? No vayamos a engañar al mundo”, manifestó.

El mandatario hizo estas declaraciones durante una rueda de prensa celebrada hoy en el aeropuerto de Estambul y transmitida en directo por la cadena CNNTürk, momentos antes de viajar a Rusia, donde al cierre de esta edición todavía se está entrevistando con el jefe del Kremlin.

“Hablaré con Putin de esto. Nosotros somos quienes mejor conocemos la región. Nosotros no queríamos que Estados Unidos entrara en Irak, dijimos que lo solucionaran por vías democráticas. No nos escucharon. Obama dijo luego que no se quedarían en Irak. ¿Se fueron? No, no se fueron. El mundo no es idiota. Dicen unas cosas y hacen otras”, insistió Erdogan.

“Estados Unidos tiene cinco bases aéreas en Siria y preparan una sexta en Al Raqa, y tienen otras ocho bases. Rusia tiene cinco. Solo Estados Unidos envió 3.500 camiones con armas. Si eso no es una solución militar ¿qué es?”, preguntó.

El presidente recordó que Turquía controla una gran área en Siria desde agosto de 2016 y se quejó de que las milicias kurdo-sirias Unidades de Protección Popular (YPG) no se hayan retirado aún al este del río Éufrates “como prometieron”.

“No evacuaron Manbech. El YPG está allí. También tiene estructuras en Afrin, cerca de nuestra frontera. Pero no podemos tolerar que nos acosen desde allí. Hablamos con Rusia; con su colaboración podemos dar pasos conjuntos en Afrin”, indicó Erdogan.

Terminada la reunión con Putin, Erdogan viajará a Kuwait y Qatar, en una gira que durará hasta el miércoles.

(Fuente: Agencias)

Rusia plantea a Estados Unidos elaborar un plan conjunto para Siria

(SOS).- El Gobierno ruso ha defendido elevar a un nuevo nivel el proceso de solución de la crisis siria, para lo cual serían necesarios “esfuerzos conjuntos” de Rusia y Estados Unidos. Así, Siria podría estar en la agenda de un posible encuentro entre Vladimir Putin y Donald Trump aprovechando la cumbre del Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC) de esta semana.

El portavoz del Kremlin, Dimitri Peskov, ha destacado la importancia de los avances logrados recientemente en Siria. Sin embargo, “se requieren esfuerzos conjuntos para elevar a un nuevo y distinto nivel” el proceso de la búsqueda de la solución a la guerra.

“Todo ello requiere una u otra forma de cooperación” entre Moscú y Washington, ha apuntado Peskov en declaraciones a la prensa.

En este sentido, ha señalado que la cuestión de Siria estará en la agenda de la posible reunión entre los presidentes de Rusia y Estados Unidos, Vladimir Putin y Donald Trump, que podría tener lugar en Vietnam durante la cumbre del APEC.

Según Peskov, existen numerosos temas que los dos mandatarios podrían tratar. Por tanto, “es de interés mutuo que los dos presidentes tengan tiempo suficiente para dialogar”.

No se descarta hasta el momento que los dos líderes se reúnan durante la cumbre de la APEC que arranca hoy en la ciudad vietnamita de Da Nang. La posibilidad del encuentro fue señalada tanto por el Kremlin como por la Casa Blanca, auque no ha sido confirmada aún de forma oficial por ninguna de las dos partes.

Las relaciones entre Moscú y Washington atraviesan por uno de los peores momentos desde la caída de la Unión Soviética en 1991, pese a la simpatía personal que se declaran Putin y Trump y de su manifiesta intención de mejorar esa situación.

Mientras, un alto cargo del Gobierno de Estados Unidos se ha reunido la semana pasada en Damasco con el jefe de seguridad nacional de Siria, en el encuentro de mayor nivel entre representantes de ambos países que ha tenido lugar desde el inicio del conflicto, en 2011.

“Es un importante paso”, ha dicho una fuente cercana a las autoridades del país árabe sobre la reunión. “Pero Siria no confía en la posición estadounidense”, ha apostillado.

(Fuente: Agencias)