En Alepo, los muertos por fin podrán descansar en paz

(SOS).- La vida en Alepo sigue siendo muy difícil, a pesar de que ya no caen bombas sobre la ciudad, que fue liberada por el Ejército sirio hace ya varios meses. El precio de los alimentos es altísimo, la moneda está devaluada, y aun el 80% de sus habitantes viven fuera de sus casas. Las personas que fallecieron durante los más de 4 años de enfrentamientos tampoco han podido todavía descansar en paz.

El barrio de Sheikh Maqsood se levanta sobre una colina a las afueras del noroeste de Alepo. En esta zona se libró una de las batallas más encarnizadas entre tropas kurdas y grupos islamistas como el Frente al-Nusra, filial de Al Qaeda en Siria. Los kurdos, que finalmente se hicieron con la zona, siguen impidiendo el paso de civiles y fuerzas de seguridad sirias al interior del barrio. En la periferia oeste y a los pies de la colina llamada Jabal al-Saydé se encuentran todos los cementerios cristianos. Durante la guerra nadie podía acercarse a esos camposantos, así que quedaron cerrados y varios de ellos fueron dañados por las bombas y los saqueos.

“Queremos que nuestros seres queridos que han fallecido tengan un enterramiento digno y sagrado”, comenta el vicario general de la Archidiócesis greco-ortodoxa de Alepo y Alejandreta, Moses Alkhassi.

“Necesitamos ayuda para reconstruir nuestro cementerio”, afirma Alkhassi. “Varias bombas cayeron destruyendo buena parte del mismo, lo podéis ver”, dice, mientras señala un grupo de nichos reducidos a escombros con ataúdes aún dentro. “También se llevaron puertas, lápidas y abrieron varias tumbas”, lamenta. La parte de Jabal al-Saydé donde se encuentra el cementerio greco-ortodoxo de Alepo es la que más daños ha sufrido.

La fundación Ayuda a la Iglesia Necesitada (ACN, por sus siglas en inglés) se ha comprometido a reparar el camposanto greco-ortodoxo y apoyar los traslados de cristianos ortodoxos y católicos de diferentes ritos fallecidos en Alepo entre abril de 2013 y diciembre de 2016 al cementerio cristiano de Jabal al-Saydé.

“Nuestros feligreses no pueden pagar todo lo fundamental para vivir, desde comida, medicamentos, alojamientos, mucho menos pueden hacerse cargo del coste de los enterramientos o del cementerio. Por ello apreciamos mucho la ayuda ofrecida por ACN”, asegura el vicario general.

“Nuestra archidiócesis ha sufrido mucho porque hemos perdido varias iglesias, nuestro arzobispo metropolitano Boutros Yazigi fue secuestrado a principios de la guerra junto con el arzobispo siro-ortodoxo y aún no sabemos dónde están”, cuenta apenado el religioso.

No sólo es necesario reparar los cementerios, sino dar el eterno descanso a los que han perdido la vida durante los últimos cuatro años de conflicto. Sólo de la comunidad greco-ortodoxa son 255 feligreses, pero el total de los fallecidos pertenecientes a todas las denominaciones cristianas que esperan ser enterrados con dignidad en el camposanto de Jabal al-Saydé asciende a 2.461. Hasta ahora, sus cuerpos están en un terreno cedido provisionalmente por el Gobierno en la zona de la Universidad.

“Hemos descubierto el gran milagro de la unidad. Necesitamos que los fallecidos tengan por fin un lugar santo donde descansar realmente en paz”, afirma Moses Alkhassi. “Tenemos esperanza porque vosotros nos estáis apoyando. Como decía nuestro arzobispo Yigizi: No os puedo decir cómo será el futuro, lo que sí os aseguro es que está en manos de Dios”, prosigue. “Pedimos a todas las personas de Europa y el mundo que recen por nosotros. Vemos la esperanza en los ojos de nuestros feligreses y en la ayuda que nos estáis dando”, concluye.

(Fuente: ACN) Sigue leyendo

Anuncios

Escuela de Verano en Alepo – Siria

Hace unos día atrás les comentamos las actividades que las Hermanas de Nuestra Familia Religiosa están realizando: ayudan en la Escuela de Verano, que se está llevando en la Parroquia Santa Matilde.

Les habíamos compartido algunas fotos sobre uno de los días de salida. Todos los miércoles tiene una salida, un día libre en alguna parte de la ciudad.

Hoy queremos compartir con ustedes, las actividades que se llevaron a cabo el día lunes 3 de Julio: los niños tuvieron clases de manualidades.

Entre los talleres que se realizarán durante los diversos días tenemos: pintura, música, gimnasia, matemáticas

El día empezó a las 9.00 de la mañana y se hicieron un par de recreos, y a las 12.30 los niños ya estaban volviendo a sus casas.

Los niños estaban realmente muy concentrados en hacer las manualidades y muy contentos.

Les pedimos oraciones por los frutos de esta Escuela de Verano, que tanto bien les herá a los niños.

¡Bendiciones!

Solemnidad del Corpus Christi en Alepo – Siria

Ayer domingo 18 de junio, pudimos celebrar con gran alegría, la Solemindad de Santísimo Cuerpo y Sandre de Nuestro Señor Jesucristo y acompañamos a Jesús en su caminar por las calles de Alepo.

Las hermanas con un grupo de jóvenes, comenzaron a preparar los altares y los tapices hechos con pétalos de rosa el día anterior. Fue muy hermoso ver a los jóvenes tan alegres, sirviendo en ese “poco” que le ofrecían a Jesús.

La Santa Misa fue presidida por el P. David Fernández, IVE y finalizada la Eucaristía se llevó a cabo la procesión eucaristica con las bendiciones a los 4 puntos cardinales.

Mientras acompañábamos a Jesús Eucaristía se rezaba el Rosario Eucarístico y se intercalaban los misterios con cantos a la Eucaristía; la procesión salió de la Iglesia Catedral y pasó y se dió la bendición en el Carmelo, en el Convento de las Hermanas de la Caridad y en la casa de los Sacerdotes del Instituto del Verbo Encarnado.

Cuando el P. David llegaba a cada uno de los Altares, allí depositaba la Custodia que porta el Santísimo Sacramento, inciensaba a Jesús presente en la Eucaristía y se leía el diálogo eucarístico, que consiste en temas relacionados con la eucaristía, preparados como si fuesen un diálogo, a modo de preguntas y respuestas. De esa forma el pueblo participa más activamente y se nutre de este misterio de amor. Luego se impartía la bendición para alguno de los puntos cardinales y se contnuaba la procesión hasta el siguiente altar.

Por gracia de Dios, pudieron participar de esta ceremonia muchísimos de nuestros feligreses, los cuales estaban muy entusiasmados con la cermonia.

Oremos por el pueblo sirio y por los religiosos que sirven y acompañan a este pueblo martirial.

¡Bendiciones!

Las familias cristianas están volviendo a Alepo

(SOS).- El religioso franciscano Ibrahim Alsabagh, párroco de la catedral latina de San Francisco de Asís en la ciudad siria de Alepo, ha realizado un anuncio de gran importancia para la comunidad cristiana de Oriente.

Según confirmó a una delegación de Ayuda a la Iglesia Necesitada, uno de los mayores miedos que existía era el éxodo masivo de cristianos que se ha producido durante la guerra y que ya se venía produciendo años atrás. Sin embargo, varias familias cristianas que se habían ido incluso a otros continentes están ya volviendo a Alepo.

“Estamos muy contentos de saber que desde hace dos meses han vuelto 15 familias de la comunidad cristiana de rito latino a Alepo. Una de ellas ha vuelto de Francia, otra de Alemania, tres de Venezuela y algunas más de Armenia”, aseguró el padre Ibrahim.

Cientos de familias quieren volver de Armenia  

El número total de familias cristianas de otras denominaciones y ritos que han vuelto a Alepo aun no está confirmado, pero se espera que regresen centenares en los próximos meses. “Varias familias que han regresado desde Armenia o Venezuela, nos están diciendo que todas las familias que están allí quieren regresar. Por ejemplo más de 400 familias que se fueron a Armenia están preparadas para poder volver. Notamos que cuando la Iglesia ayuda a las familias, estas se sienten seguras y vuelven a sus casas”, reconoció el religiosos.

Otros cristianos alepinos que han regresado a sus casas proceden de dentro del país, de ciudades como Latakia, Tartus o Marmarita. “Los precios en estas zonas están también aumentando mucho, por lo que conforme se estabiliza la situación en Alepo, los desplazados internos también prefieren regresar a sus hogares”, afirmó el sacerdote.

La situación en la segunda ciudad más grande de Siria ha mejorado en los últimos meses, desde que fuese definitivamente liberada por el Ejército a finales de diciembre de 2016.

“La seguridad ha vuelto a las calles”

“Aunque aún hay barrios periféricos en disputa, los bombardeos han cesado y la seguridad ha vuelto a las calles. Sin embargo, las consecuencias de la guerra siguen presentes, la población ha quedado muy empobrecida, escasean los trabajos y los salarios son mínimos debido a la devaluación de la moneda. Hay solo dos horas de luz eléctrica al día y los precios de los alimentos se han disparado. Antes de la guerra, un dólar equivalía a 50 libras sirias y en la actualidad ha aumentado hasta unas 550 libras sirias”, contó el franciscano de la Custodia de Tierra Santa.

Además, reconoció que “la situación ahora en Alepo es mejor. Hay seguridad en las calles y en las iglesias. Pero al mismo tiempo estamos empezando a sufrir las consecuencias de la guerra: la pobreza, la inseguridad en la alimentacion, y otras necesidades de las familias, muchos signos de trauma por la guerra”.

“Las principales necesidades de la gente son por un lado ayuda para alimentos, electricidad y asistencia sanitaria. Pero al mismo tiempo, estamos ayudando a la reconstrucción de la ciudad, que no significa solo ayudar a reconstruir las casas, sino apoyar la educación y la formación de los jóvenes para que haya un futuro”.

(Fuente: ReL)

Solemnidad de Pentecostés en Alepo – Siria

El P. David Fernández, IVE, misionero en Siria, ha podido celebrar las dos Misas de Pentecostés.

La primera Misa la celebró el sábado pasado a la tarde; esta Misa se llama Vigilia de Pentecostés y el mismo día Domingo, ha celebrado la Misa del día de Pentecostés.

Antes de la Eucaristía y como de costumbre, se expuso el Santísimo Sacramento para la adoración diaria, a la que participaron nuestros feligreses; como estamos en el Mes del Sagrado corazón, en la Adoración se rezó el Rosario del Sagrado Corazón de Jesús.

Se comienza el Rosario rezando el Anima Christi y consta de 5 misterios en honor de las cinco llagas de Cristo. Se utiliza el Rosario y en cada Padre Nuestro se dice:
Jesús, dulce y humilde de Corazón, haced el mío, semejante al Vuestro

En las cuentas Pequeñas ( en lugar del Avemaría)se dice:
Sagrado Corazón de Jesús:
En Vos confío

Al final de cada decena (Jaculatoria):
Inmaculado Corazón de María:
Sé la Salvación del alma mía

Al finalizar el Rosario se reza:

Corazón de Jesús:
¡Ten Misericordia de nosotros!

Corazón agonizante:
Ten piedad de los moribundos

Un Padre Nuestro y un Ave María (por una persona enferma)

Finalizada la Hora Santa comenzó la Santa Misa, última Misa del Tiempo Pascual.

Luego de la Santa Misa se retiró el Cirio Pascual, que presidió todas las celebraciones Eucarísticas de la Pascua.

Nos encomendamos a las oraciones de cada uno de ustedes; así como les aseguramos nuestras oraciones.

¡Bendiciones!

Celebración del 13 de mayo en Alepo

Así se vivió este 13 de mayo en Alepo, liberada hace meses de los yihadistas; la consagración de la ciudad a la Virgen de Fátima y el recorrido por sus calles de la imagen, justo un siglo después de las apariciones. Animaron la procesión los Boy Scouts con sus músicas.

Consagración de los miembros de nuestra Familia Religiosa a la Virgen en Alepo – Siria

Hoy en la mañana de Alepo, nos juntamos todas las Hermanas que trabajamos apostólicamente en Alepo, junto con el P. David Fernández, IVE y consagramos nuestra Comunidad Religiosa que está bajo el patrocinio de Santa Tecla, a la Santísima Virgen María.

La sencilla pero emotiva ceremonia la hicimos en la capilla de nuestra casa y nos dirigimos a la imagen de Nuestra Señora de Luján.

Las tres Hermanas que aquí vivimos somos la Madre María Laudis Gloriae (brasileña), la Hermana Mariam Mahabba (egipcia) y la Hermana ⁠⁠⁠María Sposa Iusti Ioseph (peruana). A su vez, el P. David, se consagró a la Virgen en unión con nosotras.

Les pedimos oraciones por nosotras y por todos los cristianos perseguidos, aquí en Alepo como también en todo Medio Oriente y en los países de África.