Los líderes cristianos condenan el bombardeo de EEUU y reclaman el fin de la guerra en Siria

(SOS).- Los Patriarcas de las Iglesias en Siria han denunciado enérgicamente la “brutal agresión” lanzada este fin de semana por Estados Unidos, Francia y Reino Unido contra diferentes objetivos en Damasco y Homs.

En una declaración conjunta, el Patriarca Ortodoxo Griego de Antioquía y todo el Oriente, Juan X; el Patriarca Ortodoxo Sirio de Antioquía y todo el Oriente, Ignacio Aphrem II; y el Patriarca Greco Melquita Católico de Antioquía, Alejandría y Jerusalén, José Absi, han condenado la lluvia de proyectiles ocurrida en la madrugada del viernes al sábado en Siria.

Los Patriarcas han señalado en su documento que el ataque viola las leyes internacionales y la Carta de la ONU porque “es un asalto injustificado” de parte de “países poderosos a los que Siria no causó ningún daño de ninguna manera”.

Los líderes religiosos cristianos también han manifestado que la acusación contra el Ejército sirio de usar armas químicas “no está justificada y no está respaldada por pruebas suficientes y claras”.

En este sentido, han advertido que el bombardeo “socava el trabajo” de la Comisión Internacional Independiente de Investigación que debía aclarar el hecho ocurrido en la ciudad siria de Duma.

Según Juan X, Ignacio Aphrem II y José Absi, “esta brutal agresión destruye las posibilidades de una solución política pacífica y conduce a una escalada y más complicaciones”. Y además, “alienta a las organizaciones terroristas y les da impulso para continuar en su terrorismo”.

Por todo ello, los Patriarcas han llamado al Consejo de Seguridad de la ONU a cumplir su papel de lograr la paz y no contribuir a una escalada de violencia.

Mientras, han exhortado “a todas las iglesias en los países que participaron en la agresión, a cumplir con sus deberes cristianos, de acuerdo con las enseñanzas del Evangelio, y condenar esta agresión y llamar a sus gobiernos a comprometerse con la protección de la paz internacional”.

Finalmente, los líderes religiosos cristianos han ofrecido sus oraciones por “la seguridad, la victoria y la liberación de Siria de todo tipo de guerras y terrorismo”.

“También rezamos por la paz en Siria y en todo el mundo, y hacemos un llamamiento para fortalecer los esfuerzos de la reconciliación nacional con el fin de proteger al país y preservar la dignidad de todos los sirios”, han expresado en la declaración firmada en Damasco.

Por su parte, el Papa Francisco y el Patriarca de Moscú y de todas las Rusias, Kirill, han hablado por teléfono para reflexionar sobre la situación en Siria, un país asolado por la guerra desde hace siete años.

Según las declaraciones del propio Kirill de Moscú a la prensa rusa, ambos líderes religiosos han iniciado estas conversaciones con el objetivo “de detener el derramamiento de sangre en Siria” después del bombardeo al país árabe de Estados Unidos en una acción coordinada con los gobiernos de Francia y el Reino Unido.

La cabeza de la Iglesia ortodoxa rusa ha detallado a este respecto: “Hemos emprendido esta iniciativa convencidos de que los cristianos no pueden permanecer indiferentes frente a lo que sucede en Siria”. “El nuestro fue un claro diálogo de paz”, ha asegurado.

(Fuente: Agencias)

Anuncios

Vídeo – La Hermana Guadalupe explica quiénes son los Nazarenos

La Hermana Guadalupe explica quiénes son los Nazarenos y cómo podemos pertenecer a dicho grupo.

La gente de Alepo reza para que termine la guerra en Siria

Entrevista a sor María de Nazaret, misionera de la Familia Religiosa del Verbo Encarnado

Roma (ZENIT).- El Papa Francisco pidió el pasado domingo en el mensaje de Navidad, dado desde el balcón central de la basílica de San Pedro, paz para el mundo, y citó en particular “la ciudad de Alepo, escenario, en las últimas semanas, de una de las batallas más atroces” y solicitó que “se garanticen asistencia y consolación a la extenuada población civil, respetando el derecho humanitario”.

ZENIT tuvo la posibilidad de contactar a la hermana María de Nazaret, de la Familia Religiosa del Verbo Encarnado, que se encuentra en Oriente Medio, y que nos contó cómo se está viviendo allí esta Navidad.

“En Alepo especialmente este año después de tanto tiempo de dolor –indicó la hermana María– todos no veían la hora de celebrar una Navidad más serena y llena de esperanza, así han podido colocar un árbol de Navidad enorme en la calle, en el centro de la ciudad, donde la gente ha acudido a rezar pidiendo al príncipe de la Paz el fin definitivo de la guerra para este país tan golpeado por el dolor”.

La religiosa recordó que “la Navidad en estas tierras tiene un matiz muy particular porque es el mismo lugar en que el Salvador mismo escogió para nacer”.  Y precisó que “para nosotros como misioneros, es emocionante celebrar la Navidad en Belén, Jordania, Gaza, Alepo o en Jaffo, lugares todos marcados por la historia sagrada, por el paso mismo de Nuestro Señor”.

“Nosotros como misioneros en Gaza y en Alepo –añadió sor María– celebramos la Navidad, con una sencillez y una pobreza que recuerda mucho al establo de Belén: hemos tenido en cada lugar la Santa Misa y luego un festejo familiar junto a los fieles en la misma iglesia”.

Actualmente el dolor de tantos hermanos que sufren, aseguró la religiosa del Verbo Encarnado, “no puede menos que hacernos pensar en los sentimientos de aquel  Niño que recién nacido, llora en el pesebre, en medio de la noche fría acompañado por la Santísima Virgen, San José y un puñado de hombres sencillos que siguiendo la moción de Dios, acuden a un establo para contemplar al Salvador del mundo”.

Indicó además que “desde cada uno de estos lugares de misión donde por gracia de Dios nos encontramos como familia religiosa, es nuestro deseo transmitir un mensaje de fe, de esperanza y de paz”. Añadió que “el hecho de que el Niño Jesus haya escogido para nacer un establo pobre, en condiciones tan adversas,  nos impulsa a nosotros como misioneros de la Familia Religiosa del Verbo Encarnado a querer estar en lugares de misión especiales, donde difícilmente alguien quiere ir”.

“En cada una de nuestras casas, junto a niños con capacidades diferentes, o a niños y jóvenes que no tienen familia, junto a los cristianos que sufren a causa de su fe, a los colegiales que asistimos y junto a todos nuestros amigos queremos anunciar el mensaje de salvación que el Niñito Jesús proclama con su llanto desde el pesebre”, dijo la misionera.

A pesar de la falta de libertad resuena el mensaje de salvación, concluyó sor María, que “la fe de nuestros hermanos cristianos irradia y contagia”.

Siempre en el Mensaje de Navidad, el Papa afirmó: “Es hora de que las armas callen definitivamente y la comunidad internacional se comprometa activamente para que se logre una solución negociable y se restablezca la convivencia civil en el país”. Y que “los israelíes y los palestinos tengan la valentía y la determinación de escribir una nueva página de la historia”, incidió.

¡La Virgen María nunca falla!

Queridos Amigos, hoy en el día de la Inmaculada Concepción de la Virgen María les pedimos que nos acompañen con una AVE MARÍA pidiendo por la PAZ en Siria, por el eterno descanso de las víctimas de la guerra, por el consuelo de quienes han perdido a sus familiares, por tantos NIÑOS que han quedado solos… ¡No hay nada imposible para Dios! Tenemos absoluta confianza en que la ¡VIRGEN MARÍA NUNCA FALLA! ¡Feliz día de la Virgen! ¡Dios los bendiga!

Virgen-María

Virgen Santa e Inmaculada, a Ti, que eres el honor de nuestro pueblo y la guardiana atenta que cuida de nuestra ciudad, nos dirigimos con confianza y amor.

¡Tú eres la Toda Hermosa, oh María !
El pecado no está en Ti.

Suscita en todos nosotros un renovado deseo de santidad:en nuestra palabra brille el esplendor de la verdad, en nuestras obras resuene el canto de la caridad,en nuestro cuerpo y en nuestro corazón habiten la pureza y la castidad, en nuestra vida se haga presente toda la belleza del Evangelio.

¡Tú eres la Toda Hermosa, oh María!
La Palabra de Dios se hizo carne en Ti.

Ayúdanos a mantenernos en la escucha atenta de la voz del Señor: el grito de los pobres nunca nos deje indiferentes,el sufrimiento de los enfermos y los necesitados no nos encuentre distraídos, la soledad de los ancianos y la fragilidad de los niños nos conmuevan, toda vida humana sea siempre amada y venerada por todos nosotros.

¡Tú eres la Toda Hermosa, oh María!
En ti está el gozo pleno de la vida bienaventurada con Dios.

Haz que no perdamos el sentido de nuestro camino terrenal: la suave luz de la fe ilumine nuestros días, la fuerza consoladora de la esperanza dirija nuestros pasos, el calor contagioso del amor anime nuestro corazón, los ojos de todos nosotros permanezcan fijos, allí, en Dios, donde está la verdadera alegría.

¡Tú eres la Toda Hermosa, oh María!

Escucha nuestra oración, atiende nuestra súplica: se Tú en nosotros la belleza del amor misericordioso de Dios en Jesús,que esta belleza divina nos salve a nosotros, a nuestra ciudad, al mundo entero.

Amén.

(Oración del Papa Francisco, en el día de ayer 8 de diciembre en Roma).

inmaculada