Un ministro marroquí compara a los cristianos con un “virus” que amenaza a la nación

(SOS).- El ministro marroquí de Asuntos Islámicos, Ahmed Taufiq, comparó a los marroquíes de fe cristiana o chií con un “virus” que amenaza a la nación, en una comparecencia parlamentaria que divulga el diario local Ajbar al Yaum. Taufiq reaccionó así en una comisión parlamentaria en la Cámara de Consejeros al responder a las preguntas de los senadores sobre el peligro que supone “la difusión del chiísmo y el proselitismo cristiano”.

El ministro dijo que el Estado “sabe todo” sobre sus ciudadanos que profesan el cristianismo o el chiísmo, “su número, dónde se encuentran y qué hacen”, así sean chiíes, salafistas o cristianos marroquíes. “Lo prioritario para mí es inmunizar el gran cuerpo (de la nación), pero eso no significa que esté libre de enfermedades. Los virus, cuando chocan con un cuerpo fuerte y sano no se comportan igual que cuando chocan con uno vulnerable y enfermo”, añadió.

Taufiq criticó a los consejeros por el interés que prestan a estas personas, “lo que crea sobre ellos un alboroto que no refleja su realidad”, y subrayó que prefiere tratar este tipo de temas a título personal con los consejeros parlamentarios.

Marruecos es un país sunní, y nunca ha tolerado en su historia conversiones al cristianismo, ni al rito chií, prohibido en el país. Solo admite a la minoría judía, establecida en su territorio desde hace siglos. El discurso oficial marroquí usa en los últimos años la idea de la “seguridad espiritual”, que le ha servido para justificar el tratamiento represivo que da a todos los que se desvían de la única versión aceptable del Islam: la sunní de rito malekí.

(Fuente: Agencias)

Patriarca siro católico: “La situación de los cristianos en Medio Oriente es insostenible”

(SOS).- El Patriarca de Antioquía y de todo el Oriente de los Sirios, Ignace Youssif III Younan, se encuentra en España participando en el Congreso Internacional de Mariología de la Universidad Católica San Antonio de Murcia.

Su Beatitud Ignace Youssef III Younan es el máximo responsable de la Iglesia Católica en Siria, es Arzobispo de la ciudad de Antioquía, la actual Turquía, y una de las diócesis más antiguas del mundo.

En una ponencia realizada durante el Congreso, el Patriarca siro católico ha declarado que “la situación de los cristianos en Medio Oriente es insostenible. A nadie le interesa proteger a los cristianos de Medio Oriente porque son pocos y carecen de poder económico al no tener petróleo”. También ha señalado que en Siria existen numerosas comunidades religiosas, pero que en la actualidad tan sólo el 8% de la población es de cristianos nacidos en el país.

“El mundo civil cuenta con asociaciones que luchan para defender a un tipo de animal que está en peligro de extinción o una planta rara, sin embargo no se preocupa por la persecución que sufren los cristianos que llevan miles de años viviendo en su tierra”, ha denunciado Su Beatitud Ignace Youssef III Younan. Por eso, ha destacado el gran trabajo que realizan los pastores en Oriente Medio para darle voz a los cristianos perseguidos: “Buscamos que Oriente conozca el problema, y que intervenga para encontrar una solución”.

“Los cristianos orientales han sufrido la persecución no sólo ahora, en tiempos de intolerancia tenían que huir a las montañas o al campo y volver a la ciudad cuando pasaba la persecución”, ha recordado el Patriarca de Antioquía.

(Fuente: ACI)

Pakistán – Un tribunal condena a 42 cristianos por terrorismo en Lahore

(SOS).- Un tribunal de Lahore ha condenado a 42 cristianos por terrorismo. La Corte antiterrorista ha dictaminado la sentencia contra unos fieles que fueron acusados del linchamiento ocurrido tras los atentados contra dos iglesias en el distrito de Youhanabad (Lahore) el 15 de marzo de 2015.

Después de las explosiones, se desencadenó una protesta que causó la muerte de dos musulmanes sospechosos de ser autores o cómplices de los terroristas, un acto que fue condenado por todos los líderes cristianos. En los días sucesivos, la Policía realizó varias incursiones en el distrito arrestando a unas 500 personas y luego confirmando la detención de 84 cristianos, acusados de asesinato y terrorismo. 42 fieles fueron absueltos en el verano de 2016.

Entre los condenados ahora por el tribunal antiterrorista de Lahore, se encuentran tres activistas de los derechos humanos que fueron etiquetados como “instigadores de la violencia”. Los cristianos siempre han declarado que los asesinatos fueron cometidos por unos agitadores, infiltrados entre la comunidad.

La Comisión Nacional de Justicia y Paz de los Obispos católicos de Pakistán, en un comunicado enviado a la Agencia Fides, ha expresado su decepción “porque las fuerzas del orden y las autoridades se han centrado únicamente en el caso deplorable del linchamiento, que debe ser condenado fuertemente, pero los autores del atentado criminal en las iglesias, contra fieles inocentes, siguen impunes”.

Según la organización “Centre for Legal Aid, Assistance and Settlement” (CLAAS) al menos 32 acusados “están acusados injustamente” y sobre el veredicto pueden haber pesado las presiones de los extremistas musulmanes.

Para evitar incidentes de este tipo, la Asamblea Nacional de Pakistán ha aprobado en los últimos días la “Criminal Laws Amendment Act 2016”, una ley que castiga el sectarismo, las conversiones forzadas y el linchamiento de masas. El texto, que debe ser firmado por el presidente de la nación para entrar en vigor, ha sido acogido como un paso adelante para las condiciones de las minorías religiosas.

Las nuevas normas modifican algunas leyes que ya existen, prescribiendo la pena de prisión de uno a tres años por incitar al odio religioso y la violencia, y prevén penas de prisión de hasta 10 años en los casos de matrimonios forzados de niñas menores de edad o mujeres de las minorías. El texto también hace que sea un delito penal el linchamiento por parte de las “multitudes que toman la ley en sus propias manos”.

(Fuente: Agencia Fides)

Patriarca greco-ortodoxo de Antioquía: En Alepo quedan unos 35 mil cristianos

(SOS).- El Patriarca greco-ortodoxo de Antioquía, Yohanna X, ha señalado que los cristianos de todas las confesiones presentes en Alepo no superan los 35 mil. Esta afirmación se ha producido en un encuentro con una delegación de políticos rusos que están de visita en el país árabe desde el pasado lunes.

Al reunirse con el jefe del comité de la Duma para el desarrollo de la sociedad civil, asuntos sociales y asociaciones religiosa, Sergei Gavrilov, y con los demás parlamentarios rusos, el Primado de la Iglesia greco-ortodoxa de Antioquía ha destacado la necesidad de no dejar sola a Siria en la tarea de reconstrucción del país. Después de la guerra, ha explicado el Patriarca Yohanna X, el pueblo sirio deberá recorrer un camino largo y necesario para sanar las heridas internas.

En Saydnaya, la delegación rusa también ha visitado el Monasterio ortodoxo de la Madre de Dios. La Igumena Febronia [Madre Superiora, ndr] ha pedido a los políticos que hagan llegar una invitación al Patriarca Kirill de Moscú para que visite Siria. Además, ha asegurado que las monjas de la comunidad rezan “por la prosperidad de Rusia y por la salud del Presidente ruso Vladimir Putin”.

convento-de-nuestra-senora-de-seidnaya

(Fuente: Agencia Fides)

Gran Muftí de Damasco: Siria necesita a Europa para domar el incendio del fundamentalismo

Dublin (AsiaNews).- Los líderes religiosos musulmanes y cristianos sirios realizaron recientemente una visita oficial a Irlanda. Entre los integrantes de la delegación, destacaban el Gran Muftí Ahmad Badreddin Hassoun, el Patriarca Mar Ignatius Aphrem II y el Patriarca Gregorio III Laham.

Musulmán sunita, el jeque Hassoun siempre se distinguió por su posición contraria a cualquier prospectiva de división interconfesional o religiosa entre los habitantes de Siria. Firme partidario de la existencia de un alma multicultural, multiétnica y multirreligiosa en su país, se granjeó la enemistad de numerosos religiosos islámicos y líderes gubernamentales, especialmente entre las diferentes monarquías de los países del Golfo.

En un esperado discurso ante el Parlamento irlandés, el Gran Muftí habló sobre la situación de Siria. Después de cinco años, señaló, “pude ir a Alepo [su ciudad natal] y traer conmigo a 2.200 combatientes arrepentidos”, que obtuvieron “la amnistía del gobierno”. Esta iniciativa revirtió las posiciones del pasado, que pedían que los grupos armados responsables “de la muerte de civiles” fuesen castigados “con la pena capital”.

La alta autoridad religiosa sunita invitó a “los europeos que desean la paz en Siria, a ir a Damasco para discutir con el presidente Bashar al-Assad”. Asimismo, exhortó a la opinión pública europea a “no creer todo lo que la prensa de Occidente difunde”, que tiene como finalidad denigrar a su país y deformar la realidad. Es necesario, añadió, “escuchar siempre las dos campanas”. “Siria necesita a los europeos para domar el incendio actual, que amenaza con extenderse a todo el mundo”, insistió.

Al inicio de la guerra, recordó el Gran Muftí, un príncipe árabe “me propuso donarme una enorme suma de dinero y una mansión, si hubiese decidido escapar de Siria y declararme contrario al gobierno”. Tras haber rechazado la propuesta, algunos mercenarios enviados para combatir en Siria, mataron a su hijo “tirando su cuerpo delante de la entrada a la mezquita”. Luego, la tumba de su hijo asesinado fue profanada. El cuerpo fue secuestrado por unos desconocidos y llevado a un lugar desconocido.

Sobre el conflicto que devasta desde hace cinco años la tierra de los Omeyas, el jeque Ahmad Badreddin Hassoun aseguró que “Irán y Rusia defienden a Siria, mientras que 180 naciones del mundo vinieron para destruirla”. El precio que pagó su país fue elevadísimo, debiendo enfrentarse a más de “trescientos mil combatientes llegados de todo el planeta” como voluntarios y mercenarios.

A continuación,  el Gran Muftí acusó de modo directo a Arabia Saudita y Qatar de haber “amenazado de muerte a los milicianos islámicos que se negaran a seguir luchando”. Sin mencionar nombres, habló de los “centros islámicos” presentes en Europa, que alabaron “la creación de un Califato islámico en Siria”.

Respondiendo a una pregunta, el líder musulmán sunita dijo que “fueron los combatientes ilegales y no el gobierno quienes mataron a los civiles con armas químicas”. También aclaró el motivo por el cual, a pesar de haber sido invitado, no pudo ir en 2008 a Europa para hablar sobre la situación de Siria. Dos países árabes habían pedido de modo oficial que no pudiese intervenir, apuntó.

Frente a los temores expresados por el Patriarca sirio ortodoxo sobre el futuro de los cristianos en el país, el jeque Ahmad Badreddin Hassoun respondió que no habría ningún peligro si a los sirios les dejasen decidir solos. “Siria -explicó- es un país unido y único, sin distinciones de ningún tipo entre las confesiones, religiones y etnias, cosa rara si no imposible en cualquier otra nación del mundo”.

En esta línea, expresó su dolor por “los niños cristianos que fueron asesinados por los yihadistas durante las fiestas cristianas”, refiriéndose al asesinato de algunos menores que tuvo lugar en Alepo el año pasado, un hecho cometido durante las fiestas de Navidad por los francotiradores de la parte este de la ciudad.

Por su parte, el Patriarca Gregorio III Laham subrayó que “estamos aquí para tratar de realizar la paz, no para acusar a nadie; se trata de una guerra y en una guerra son todos culpables”.

La visita oficial del Gran Muftí de la República Árabe Siria -junto a una delegación de líderes musulmanes y cristianos- fue duramente criticada por Ali Salim, responsable del Centro cultural islámico en Irlanda (entidad financiada por Arabia Saudita). Salim recordó que este año el jeque Ahmad Badreddin Hassoun “había pedido al gobierno sirio en una prédica, limpiar el país de los combatientes criminales islámicos”, que actúan usando la religión de forma desviada. De ahí, la acusación lanzada contra el Gran Muftí de “tener las manos manchadas de sangre” y de ser corresponsable “del asesinato de los sirios”.

A su vez, el Movimiento de solidaridad irlandés con Siria (ISSM) dirigió una petición a las fuerzas del orden -basada en la ley irlandesa n° 2014 relativa a los crímenes de terrorismo- pidiendo el arresto de la alta autoridad religiosa sunita por “instigación al odio”. El Ministerio del Interior de Dublin no quiso pronunciarse sobre la cuestión, haciendo saber que no es costumbre del organismo expresarse sobre casos particulares.

El Gran Muftí desmintió la noticia, filtrada en ambientes islámicos irlandeses, de que había amenazado en el pasado con enviar terroristas a Europa. “No sé porque llegan a mentir hasta este punto”, dijo con la ayuda de un interprete. Al respecto, precisó que sólo había hablado del hecho de que continuar “bombardeando Siria y Líbano no haría otra cosa que despertar a las células dormidas en Europa”. La prédica, de 2011 y que en estos años se difundió en YouTube, dio pie a varias interpretaciones.

Alepo liberada. Vicario apostólico: “Esta Navidad tendrá otro olor”

Roma (Zenit).- “La ciudad de Alepo finalmente está por ser completamente liberada y unificada después de cuatro largos años de división y de muerte sembrada por varios grupos armados sirios y no sirios”. El testimonio directo llega a ZENIT de monseñor Georges Abou Khazen, vicario apostólico de Alepo para los católicos de rito latino.

Mientras él habla, de fondo es nítido el sonido de los golpes de metralla. Pero esta vez, respecto a los meses pasados, es un sonido sibilante de esperanza, ya que testimonia el asentamiento por parte del ejército sirio en la parte oriental de la ciudad, hasta hace pocas semanas un bastión de los grupos llamados “rebeldes”.

Durante la ocupación –cuenta monseñor Abou Khazen, que ha podido hablar con personas que han huído de la parte este de Alepo– la vida no era fácil, especialmente en los últimos meses de combate, porque los ‘rebeldes’ impedían que llegaran víveres y medicinas, mientras sus depósitos se llenaban.

Asimismo, el vicario apostólico explica que “estos grupos pertenecen todos a la galaxia del fundamentalismo islámico e imponían a la población los preceptos y las formas de vida que enseña el fanatismo, totalmente extrañas a la tradición del pueblo sirio”.

La ONU indica que la situación humanitaria es “catastrófica”: se registran dificultades logísticas para curar las heridas, la higiene es muy escasa y gran parte de los edificios está destruida.

Ahora que la ciudad está casi por completo en manos del ejército regular –explica monseñor Abou Khazen– muchos refugiados están volviendo y esto ya es un símbolo de renacimiento. El vicario apostólico subraya que muchos ciudadanos de Alepo se habían alejado recientemente, “durante la última operación del ejército para liberar los barrios del este de la ciudad”.

Una vez retomado el control de estas zonas, ha sido necesario “limpiar estos barrios de las minas, reabrir las calles y hacer funcionar las otras infraestructuras”. Casi concluidas estas actividades, la gente está volviendo atrás, donde a menudo en vez de su propia casa encuentran un lugar espeluznante. Pronto habrá que comenzar con la reconstrucción.

“El clima que se respira entre la gente es de alegría, optimismo y esperanza” cuenta el vicario apostólico. Además revela que también hay mucha prudencia, porque el pueblo sirio ya está acostumbrado a las “sorpresas feas”.

Prudencia, o quizá realismo, que aparece también en las palabras de monseñor Abou Khazen. “¡Por desgracia no estoy seguro de nada respecto a un aspecto!”, exclama. Y dirige una acusación explícita hacia la comunidad internacional: “¡Todas las excusas son buenas para dejar las sanciones y el embargo contra Siria!”.

Bajo el punto de vista del representante católico, el embargo parece referirse solo “a las ayudas humanitarias, la gasolina, las medicinas” y por tanto “quien paga las consecuencias es la pobre gente”. Y sin embargo las armas, cualquier tipo de armas, continúan entrando en el país, lamenta.

El pasado 8 de diciembre, el Gobierno de Estados Unidos concedió una exención a las exportaciones de armas a “fuerzas irregulares, grupos o individuos comprometidos en el sostener o facilitar las operaciones militares de los Estados Unidos para contrastar el terrorismo en Siria”.

No desde Washington, sino desde la Ciudad del Vaticano llegan signos concretos para un futuro mejor para el pueblo sirio. La carta enviada por el papa Francisco al presidente Assad “es otro motivo de esperanza para todos nosotros, cristianos y no cristianos”, comenta monseñor Abou Khazen. Además define como “un gesto especial” la creación del cardenal, por parte del Papa, del nuncio apostólico en Siria, monseñor Mario Zenari.

De aquí es necesario partir de nuevo para el futuro de Siria. “Esta Navidad –explica el vicario apostólico– tendrá otro olor a la luz de la liberación de la ciudad, algunas calles serán adornadas por la fiesta aunque no hay electricidad. Pero como hemos hecho a lo largo de estos años de guerra, tratamos de sembrar la verdadera alegría y esperanza cristiana en el ánimo de los fieles.

Angela Merkel pide volver a conectar con Dios ante el peligro de islamización de Europa

(Agencias).- La canciller alemana Angela Merkel, que es hija de un pastor protestante, dijo que Europa necesita volver a sus raíces y volver a conectar con Dios y la Biblia para sortear la crisis actual de la inmigración, que tiene contornos religiosos.

Durante una visita en septiembre de 2015 a la Universidad de Berna, Suiza, Merkel fue interrogada sobre cómo afrontar los peligros de la islamización de Europa y el conflicto potencial planteado por los extremistas. La respuesta de la canciller alemana, considerada como el segundo mandatario más poderoso del mundo, fue inesperada.

Según informaron los medios de comunicación presentes, Merkel sugirió que las personas deben volver a la “tradición de asistir a un servicio de la iglesia y tener fundamentos bíblicos inquebrantables”. “Muchos no tienen una comprensión de los conceptos cristianos como el Pentecostés”, añadió, hablando sobre el abandono de la fe de los europeos.

En el actual debate sobre el Islam y la identidad de Europa, la mandataria dijo que volver a la Biblia “nos puede llevar a ocuparnos otra vez de nuestras propias raíces y llegar a conocerlas mejor,” preparando al continente para hacer frente a las diferencias con los musulmanes.

La canciller federal de Alemania también afirmó que aunque el terrorismo islámico es una realidad donde hay concentración de musulmanes, parte de la responsabilidad de esto es del mundo occidental. “Desgraciadamente, esto es una realidad que también tiene que ver con nosotros. Muchos de estos jóvenes que luchan por ellos [los terroristas] han crecido en nuestros países”, apuntó.

Por último, Angela Merkel reconoció que ve con cautela las “reacciones defensivas” del pueblo alemán sobre la postura adoptada por su gobierno de albergar a los inmigrantes. “El miedo nunca fue un buen asesor. Culturas que están marcadas por el miedo no van a ganar el futuro”, aseguró.

Al término del encuentro, la canciller alemana se refirió una vez más a las cuestiones de fe y dijo que le gustaría ver más gente ir a las iglesias y aprender sobre el mensaje del Evangelio. “Tengo que ser muy honesta. Todos tenemos la oportunidad y la libertad de tener nuestra religión, practicar y creer en ella”, señaló.

Merkel concluyó su intervención diciendo: “Me gustaría ver a más personas que tienen el coraje de decir: ‘Yo soy un creyente cristiano’. Y más personas que tienen el coraje de entablar un diálogo, recordando el mensaje predicado por Jesús”.