Turquía anuncia un ataque inminente a las milicias kurdosirias aliadas de Estados Unidos

(SOS).- El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, aseguró hoy que su país atacará “mañana o pasado mañana” a las fuerzas kurdas aliadas de Estados Unidos en el norte de Siria y advirtió de que nadie puede parar esa operación.

“Mañana o pasado mañana, empezando en Afrin y Manbech (norte de Siria), limpiaremos uno por uno y en poco tiempo los centros terroristas”, anunció el mandatario en un encuentro con parlamentarios de su partido, Justicia y Desarrollo.

“Ni aquellos que parecen nuestros aliados, pero nos apuñalan por la espalda, ni quienes apoyan el terrorismo, pueden parar esto”, afirmó Erdogan, insistiendo en sus planes de atacar a las milicias kurdosirias aliadas de Washington contra el Estado Islámico pero que Ankara considera terroristas.

Preguntado por los medios tras esa intervención si tenía pensado contactar con el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, Erdogan aseguró que “no estoy pensando en llamarle. Seguimos hablando con Putin”.

También dijo que en la operación turca participarían milicianos rebeldes contrarios al Gobierno sirio, sin referirse a ningún grupo concreto.

El presidente de Turquía lleva días anunciando una inminente operación terrestre contra zonas controladas por las Unidades de Protección del Pueblo (YPG) en Afrin y en Manbech, en el norte de Alepo.

El sábado y también el lunes, la artillería turca ya bombardeó posiciones en esa zona.

El Gobierno turco considera “terroristas” a las YPG, que son el principal componente de las FDS, una alianza de combatientes kurdos y árabes que tiene el apoyo de la coalición internacional liderada por Estados Unidos.

Ankara ve a esas milicias como una extensión de la guerrilla kurda de Turquía, el Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK), con la que el Estado turco mantiene un enfrentamiento desde 1984.

A esta escalada de tensión también ha contribuido la iniciativa de Estados Unidos y las milicias kurdosirias de crear una nueva fuerza que se desplegará en zonas fronterizas.

El Gobierno turco ha criticado en numerosas ocasiones que Washington, aliado de Ankara en la OTAN, apoye a quienes considera terroristas.

“Cómo es posible que Estados Unidos venga desde miles de kilómetros de distancia a armar a un Ejército”, acusó ante los medios Erdogan, quien también cargó contra la Alianza Atlántica.

“La OTAN también estás obligada a tomar una postura cuando se ataca a las fronteras de un aliado”, planteó el mandatario turco.

Finalmente, Erdogan advirtió que nadie podrá tratar a su país como se trató al Imperio Otomano y dijo que tras el fallido golpe de Estado de 2016 se demostró que Turquía es una “gran nación que se levantó con millones de hermanos y hermanas que la apoyaron con sus plegarias”.

(Fuente: Agencias)

Anuncios

El Gobierno de Siria no reconoce a Al Raqa como una ciudad liberada

(SOS).- El Gobierno de Siria ha recalcado que la coalición que encabeza Estados Unidos “y sus agentes”, en referencia a las FDS, “no tendrán éxito” a la hora de consolidar una situación de facto en Al Raqa.

Damasco ha asegurado que solo reconocerá a Al Raqa como una ciudad liberada después de que el Ejército sirio la tenga bajo su control.

Las FDS, una alianza armada rebelde liderada por milicias kurdas, aseguraron la semana pasada que han completado la toma de la ciudad de Al Raqa, poniendo fin así al dominio del Estado Islámico en esta localidad del norte de Siria.

El Ministerio de Exteriores sirio ha afirmado que la situación “supone una flagrante violación de la soberanía, unidad e integridad territorial de Siria”, según ha recogido la prensa local.

Asimismo, ha acusado a la coalición que lidera Estados Unidos de haber causado “masacres” en Al Raqa, afirmando que “miles de civiles inocentes han muerto” durante sus operaciones.

En este sentido, la Cancillería siria ha manifestado que la coalición “prácticamente ha borrado Al Raqa de la faz de la tierra” y “ha permitido una salida segura a los yihadistas de Al Raqa y Deir ez-Zor para que ataquen al Ejército en Deir ez-Zor”.

Las FSD han entregado la autoridad de la ciudad de Al Raqa y su provincia a un consejo civil tras la expulsión de los extremistas.

En un comunicado, la Comandancia General de las FSD ha anunciado que el Consejo Civil de Al Raqa, creado por la propia alianza armada rebelde, se hará cargo de la administración de la población y su provincia, mientras que traspasa la seguridad a “las fuerzas de seguridad interior” de la zona.

La FSD se han comprometido a “proteger la frontera de la provincia contra todas las amenazas exteriores”.

“Afirmamos que el futuro de la provincia de Al Raqa está determinado por su propia gente, en el marco de una Siria democrática, descentralizada y federal”, han señalado en la nota.

La caída de Al Raqa, donde el grupo yihadista liderado por Abu Bakr al-Baghdadi realizó desfiles militares para festejar sus conquistas de territorios en 2014, tiene un alto peso simbólico en la lucha contra la organización radical suní. Desde esta localidad, los milicianos vestidos de negro planearon varios de los atentados perpetrados en los últimos años.

(Fuente: Agencias)

La liberación de Al Raqa acelerará la campaña contra el Estado Islámico en el este de Siria

(SOS).- La pérdida de Al Raqa, antigua capital del Califato proclamado por el Estado Islámico, ha supuesto un duro golpe para los extremistas que, como avanzaron hoy las milicias kurdas y sus aliados, permitirá acelerar la campaña contra el grupo yihadista en el este de Siria.

“La liberación de Al Raqa va a hacer que se acelere la ofensiva en Deir ez-Zor y Al Hasaka” en el noreste del país, señaló la portavoz de la operación Tormenta de Al Yazira de las FSD, Lilwa Ani.

En su opinión, “es natural que lleguen refuerzos de las FSD para la campaña Tormenta de Al Yazira”, como se denomina el operativo de esta alianza —liderada por milicias kurdas y apoyada por la coalición internacional— contra el Estado Islámico en el sur de la provincia de Al Hasaka y el este de Deir ez-Zor.

Hace tres días, las FSD anunciaron la derrota de la organización radical suní en Al Raqa, tras más de cuatro meses de asalto a la ciudad.

En declaraciones a la prensa, el portavoz de las FSD, Talal Salu, adelantó que van a concentrar sus esfuerzos en expulsar a los extremistas de Al Hasaka y Deir ez-Zor.

“Tras la victoria en Al Raqa, una parte de nuestras fuerzas se dirigirá a reforzar la campaña lanzada el 9 de septiembre para liberar totalmente Al Yazira y el este del Éufrates”, explicó Salu, en alusión a Al Hasaka y Deir ez-Zor.

El portavoz de las FSD añadió que el resto de sus combatientes permanecerá en Al Raqa, por si los yihadistas regresan y para proteger a los civiles.

Uno de los comandantes de las FSD, Kino Gabriel, dirigente del Consejo Militar Siriaco Sirio (CMSS), apuntó que, tras la derrota del Estado Islámico en Al Raqa, no tienen muchos milicianos en la población.

A partir de ahora, “nos centraremos en defender las zonas que hemos liberado en el último año. Disponemos, además, de grupos en el norte de Deir ez-Zor y continuaremos la batalla, vamos a tomar parte en la liberación de esa provincia”, dijo el comandante Kino Gabriel.

Por su parte, la coalición internacional, comandada por Estados Unidos, aseguró que continuará apoyando a las FSD en la batalla contra los yihadistas.

“La coalición seguirá respaldando a nuestros socios probados, las FSD, en la lucha contra el Estado Islámico en la región hasta que sea completamente vencido”, manifestó una fuente de la Oficina de Asuntos Públicos de la alianza internacional.

Esta ayuda a las FSD se materializa en el empleo de “todos los activos de inteligencia, bombardeos de precisión y asesoramiento de combate”, explicó la citada fuente, que no precisó cuál será el siguiente objetivo después de Al Raqa.

Si las facciones kurdas y sus aliados toman la ciudad de Markada, localizada en el sur de Al Hasaka y cerca de la frontera con Irak, tan solo quedarán en manos de la organización radical suní en la provincia algunos pueblos y aldeas situados en la línea de suministros desde el territorio iraquí.

Tras su derrota en Al Raqa, los extremistas actualmente están confinados en áreas de Al Hasaka y Deir ez-Zor, así como en el este de la provincia central de Homs.

En paralelo a las operaciones de las FSD, el Ejército sirio está desarrollando su propia ofensiva contra el Estado Islámico en las dos últimas regiones.

Unidades castrenses gubernamentales comenzaron ayer un ataque a gran escala contra los milicianos vestidos de negro en la zona de Huiya Sakr, en la estratégica urbe de Deir ez-Zor.

Pese a su retroceso en Siria, todavía resulta difícil vislumbrar el fin del grupo yihadista, que aún mantiene territorio en Irak, donde el pasado 10 de julio perdió su feudo más importante en este país, la ciudad de Mosul.

Además, varios dirigentes y miembros de la organización radical suní, tanto sirios como extranjeros, huyeron en los últimos días y semanas de Siria —desde Al Raqa, Deir ez-Zor y Homs— a Turquía.

Los extremistas se dirigieron desde esas provincias a áreas bajo control de facciones rebeldes aliadas de Ankara en el norte y el noroeste de Alepo, y desde allí alcanzaron el territorio turco.

(Fuente: Agencias)

Al menos un muerto y seis heridos en un atentado suicida perpetrado en Damasco

(SOS).- Al menos una persona ha muerto y otras seis han resultado heridas como consecuencia de un atentado perpetrado por tres terroristas suicidas contra la sede del cuartel general de la Policía en el centro de Damasco, según han informado los medios de comunicación sirios.

Las explosiones provocadas por los suicidas han acabado con la vida de una persona y han causado heridas a otras seis, según fuentes del Ministerio del Interior. Dos de los tres terroristas han intentado atacar en el interior del cuartel policial y se han enfrentado a los agentes en la entrada del edificio antes de detonar sus cargas explosivas.

La Policía ha logrado acorralar al tercer terrorista en la calle de detrás del cuartel, donde ha hecho estallar su carga. Este atentado llega días después de un ataque perpetrado por varios suicidas contra otra comisaría del barrio de Al Midan, en el centro de Damasco, que acabó con la vida de 17 personas y que fue reivindicado por el Estado Islámico.

Estos hechos luctuosos en la capital se producen cuando el Ejército sirio lleva a cabo varias ofensivas contra la organización radical suní en distintas partes del país.

Por otro lado, el Gobierno de Damasco abogará por la disolución de la coalición internacional liderada por Estados Unidos, que destruye en Siria “todo menos al Estado Islámico”, ha afirmado el ministro de Exteriores sirio, Walid al-Mualem.

“Exigiremos de la forma más resuelta la disolución de esta coalición”, ha señalado hoy el responsable sirio, de visita en Rusia, en una reunión con su homólogo ruso, Serguei Lavrov.

El ministro sirio ha argumentado que en su país “la coalición antiterrorista liderada por Estados Unidos destruye de manera sistemática todo menos al Estado Islámico”, en alusión al grupo yihadista.

Al Mualem ha añadido que la coalición de Estados Unidos “acaba con la infraestructura económica del país” árabe y “causa víctimas entre la población civil”.

“Miles de hombres y mujeres sirios de las provincias de Al Raqa y Deir ez-Zor, entre ellos niños, cayeron víctimas de bombardeos estadounidenses”, ha asegurado el canciller sirio.

Durante las negociaciones con Lavrov en el balneario ruso de Sochi, en el mar Negro, el jefe de la diplomacia siria también ha tratado acerca de la cuestión kurda.

“De facto, están compitiendo con las tropas gubernamentales sirias por el control sobre regiones petroleras, aunque saben perfectamente que Damasco bajo ninguna condición permitirá que se viole su soberanía”, ha dicho Al Mualem.

Según el ministro sirio, los kurdos “están borrachos de la ayuda estadounidense que, sin embargo, no durará siempre”.

(Fuente: Agencias)

La aviación rusa ha eliminado a casi 2.400 yihadistas en Siria durante los últimos diez días

(SOS).- Las fuerzas aéreas rusas, aliadas del Gobierno sirio, han anunciado este sábado que 2.359 yihadistas han muerto y otros 2.700 resultaron heridos en las operaciones desarrolladas entre el 19 y el 29 de septiembre, según ha hecho saber este sábado el portavoz del Ministerio ruso de Defensa, el general Igor Konashenkov.

“Como resultado de los ataques aéreos de precisión de la Fuerza Aeroespacial de Rusia llevados a cabo del 19 al 29 de septiembre, las bajas confirmadas de los terroristas son de 2.359 muertos y unos 2.700 heridos”, ha destacado el militar ruso.

Entre los yihadistas muertos, ha añadido, “hay 16 comandantes de distintos rangos y más de 400 extremistas originarios de Rusia y de los países de la Comunidad de Estados Independientes”.

El general Konashenkov ha precisado además que la mayor parte de las bajas se han concentrado “en las filas de Estado Islámico y el antiguo Frente al Nusra”.

El portavoz del Ministerio de Defensa ruso ha asegurado que “está a punto de concluir la operación en el este de la provincia de Deir ez-Zor para rodear y liquidar al gran grupo de milicianos del Estado Islámico (más de 1.500) que irrumpió desde el territorio de Irak”.

Por su parte, la coalición liderada por Estados Unidos que combate en Siria e Irak contra el Estado Islámico ha admitido que en agosto sus operaciones se cobraron la vida de unos 50 civiles, con lo que ya suman 735 el número de personas ajenas al conflicto que han sido abatidas desde 2014.

La coalición internacional ha informado del balance en un comunicado en el que recoge un total de 14 incidentes, después de analizar 185 informes sobre posibles víctimas civiles en el marco de las operaciones. El bloque ha defendido que hace todo lo posible para evitar los daños colaterales.

El recuento oficial dista mucho del que recogen organizaciones como Airwars, un grupo de seguimiento que ha elevado por encima de 5.400 el número de civiles que han fallecido como consecuencia de los ataques aéreos de la coalición liderada por Estados Unidos.

(Fuente: Agencias)

La coalición internacional mantiene contactos con Rusia para evitar la confrontación en Siria

(SOS).- La coalición internacional liderada por Estados Unidos está manteniendo contactos con Rusia para evitar el riesgo de confrontación, tras las denuncias de hoy de las FSD, una alianza armada rebelde comandada por los kurdos y apoyada por Washington, de un supuesto bombardeo ruso.

El coronel Ryan Dillon, portavoz de la coalición, ha afirmado en su cuenta de Twitter que la coalición antiyihadista liderada por Washington está reduciendo el riesgo de encontronazos con los rusos y que “está pasando información para garantizar el cumplimiento de las medidas acordadas” con el fin de evitar confrontaciones.

Dillon ha señalado que las FSD “han informado de fuego indirecto (ruso) cerca de su localización”.

Anteriormente, las FSD habían acusado a aviones rusos de haber bombardeado una de sus posiciones cerca del campo de Conoco, en la provincia de Deir ez-Zor, en el noreste de Siria, donde uno de sus milicianos ha muerto y otros dos han resultado heridos.

“Un ataque traicionero de aviones rusos en nombre del régimen (sirio) ha causado bajas en las filas de las FSD; ha matado a uno de nuestros combatientes y causado heridas a otros dos, así como daños en la infraestructura del campo”, ha manifestado la portavoz de la campaña Tormenta de Al Yazira de las FSD, Lilwa Ani, en un comunicado.

En los últimos días, ha habido un cruce de acusaciones entre las milicias kurdas y Rusia sobre supuestos ataques mutuos.

El jueves, Moscú aseguró que las FSD habían abierto dos veces “fuego masivo” de artillería y proyectiles de mortero contra las tropas sirias, lo que fue negado por la alianza rebelde.

Días antes, el 16 de septiembre, las FSD denunciaron un bombardeo de aviones rusos o sirios contra sus posiciones en Deir ez-Zor, que fue desmentido por Rusia.

Los efectivos gubernamentales sirios, respaldados por la aviación rusa, desarrollan desde el pasado día 2 una ofensiva contra el Estado Islámico en Deir ez-Zor, que ha coincidido con otra de las FSD iniciada el 9 de septiembre y denominada “Tormenta de Al Yazira”.

El Ejército sirio y sus aliados centran sus operaciones en la ciudad de Deir ez-Zor y su periferia, mientras las FSD las están llevando a cabo en áreas del este de la provincia.

Rusia ha responsabilizado este mismo lunes a la “hipócrita política estadounidense en Siria” de la muerte de su general Valeri Asapov, jefe del grupo de consejeros militares rusos en ese país, que falleció ayer en un ataque con morteros del Estado Islámico.

En esta línea, el Ministerio de Defensa ruso ha publicado una serie de fotografías aéreas que demostrarían que las fuerzas especiales estadounidenses desplegadas en Siria y sus aliados de las FDS se desplazan sin obstáculo alguno por regiones bajo control del grupo yihadista.

“Las tropas de las FDS avanzan a lo largo de la orilla izquierda del río Éufrates hacia Deir ez-Zor sin sufrir resistencia de los terroristas de Daesh”, ha dicho Defensa en un comunicado.

En concreto, las imágenes tomadas entre el 8 y el 12 de septiembre demuestran la presencia de numerosos blindados Hummer que pertenecerían a las fuerzas especiales norteamericanas.

“Pese a que los puestos de apoyo de las unidades de las Fuerzas Armadas de Estados Unidos se ubican en las áreas del despliegue actual de las unidades de Daesh, no hay señales de que (en los puestos) se realiza guardia alguna. Esto solo puede indicar que los militares estadounidenses estacionados allí se sienten en plena seguridad en las zonas controladas por los terroristas”, ha argumentado el citado departamento ruso.

(Fuente: Agencias)

Dos ataques aéreos de Israel en la frontera entre Siria y Líbano

(SOS).- La aviación israelí ha efectuado hoy dos ataques aéreos cerca de la frontera entre Siria y Líbano tras haber interceptado un avión no tripulado “de fabricación iraní” en los Altos del Golán.

El ataque ha tenido como blanco la colina de Rachaha, al este de la localidad de Chebaa, un sector disputado entre Líbano, Siria e Israel.

Medios de comunicación libaneses han afirmado que el ataque se lanzó desde Siria y ocurrió después de que Israel abatiese un avión no tripulado que, según un comunicado del Ejército israelí, “intentó infiltrarse en el espacio aéreo israelí en los Altos del Golán”, territorio sirio ocupado desde 1967.

Desde el estallido del conflicto en 2011, han sido frecuentes los ataques aéreos y con artillería de las fuerzas israelíes a las posiciones del Ejército sirio.

El pasado mes de marzo, tras una de esas incursiones, el Ejército sirio disparó misiles contra los aviones de combate israelíes, en el considerado incidente más grave entre ambos países en seis años.

El suceso tiene lugar tras semanas de una intensa campaña israelí contra lo que considera un aumento de la influencia y presencia iraní en el sur de Siria.

Israel teme que los 18 mil combatientes de la Guardia Revolucionaria iraní y de Hezbolá alistados en las filas del Gobierno de Damasco se acaben desplegando frente a los Altos del Golán.

Por su parte, la coalición internacional liderada por Estados Unidos ha cerrado la base siria de Al Zakaf, en la frontera con Irak, por “requerimientos operacionales”, aunque no ha sido evacuada, dijo a la prensa una fuente de la alianza.

“A lo largo de Siria e Irak, la coalición ha establecido y cerrado numerosas bases, según la situación operacional, para garantizar que proporcionamos un apoyo efectivo a nuestros socios”, explicó el director de Asuntos Públicos de la alianza, el coronel Thomas Veale.

Pese a la clausura de Al Zakaf, Veale afirmó que tanto la coalición como sus aliados, los grupos rebeldes que operan en la zona para luchar contra el Estado Islámico, todavía operan en Al Tanf, a unos kilómetros al sur y también en la frontera con Irak.

“La coalición prosigue su misión de entrenar a las fuerzas aliadas en la región de las tres fronteras (Siria-Irak-Jordania) como parte de su campaña para derrotar al Estado Islámico en Siria e Irak”, aseguró Veale.

En ese sentido, recordó que desde hace un año la coalición lleva a cabo patrullas en el área y entrena y prepara al Ejército de los Comandos de la Revolución (una facción armada rebelde que opera en Siria) para luchar contra los milicianos vestidos de negro.

Esa zona ha sido en el pasado escenario de encontronazos entre la coalición y sus aliados, por un lado, y las fuerzas leales al Gobierno de Damasco.

El pasado 20 de junio, el Ejército de los Comandos de la Revolución derribó un avión no tripulado iraní cuando sobrevolaba Al Zakaf, después de que lanzara una bomba contra la base, que no explotó.

Al Zakaf y Al Tanf se ubican en una región desértica del este de la provincia central siria de Homs, limítrofe con Irak y cerca de la frontera con Jordania.

(Fuente: Agencias)