Experto en Islam cuestiona actitud “extraña” de ONU ante exterminio de cristianos

(ACI).- Desde su irrupción violenta en Mosul (Irak) a mediados de 2014 y el éxodo de decenas de miles de cristianos y yazadíes, la comunidad internacional ha sido testigo de los crímenes del Estado Islámico (ISIS), que sigue expandiendo su califato en Medio Oriente y el norte de África, ante la pasividad del Consejo de Seguridad de la ONU que no se decide a enviar una fuerza internacional para hacerle frente.base_image

Esta “actitud de la ONU y de toda la comunidad internacional frente los asesinatos y crímenes de ISIS es pésima y muy extraña, como que los cristianos de Oriente no les importa para nada”, declaró a ACI Prensa el católico caldeo Raad Salam Naaman, catedrático universitario y doctor en Filología Árabe y Estudios Islámicos.

Raad Salam, quien nació cerca de Mosul y es refugiado político en España desde 1991, pidió no llamar “Estado” a “esta banda de asesinos y ladrones”. El ISIS, afirmó, es “fruto de la llamada ‘Primavera Árabe’, una de las tantas equivocaciones de Occidente, que apoyó estas revueltas y protestas realizadas por los radicales islámicos vinculados a los Hermanos Musulmanes para acabar con los gobiernos de los dictadores laicos árabes”.

Como se recuerda, en 2010 ocurrieron alzamientos populares que derrocaron a los dictadores de Túnez (Ben Ali), Egipto (Hosni Mubarak), Libia (Muamar Gadafi) y de Yemen (Ali Abdullah Saleh), pero sin lograr derrotar a Bashar Al-Assad en Siria.

Sin embargo, esto desencadenó la guerra civil que ya tiene cinco años en Siria; el actual conflicto en Libia, donde hay dos gobiernos –uno reconocido internacionalmente y otro yihadista asentado en la capital Trípoli-; inestabilidad política en Yemen con una fuerte presencia de la milicia chiita de los hutíes; y la constante amenaza de los Hermanos Musulmanes de retomar el poder en Egipto para imponer la ley islámica.

Además está la inestabilidad política en Irak, agravada desde el retiro de las tropas estadounidenses entre 2010 y 2011.

Este escenario fue aprovechado por el grupo terrorista Al Qaeda, cuya facción en Irak decidió en 2010 extenderse a Siria y posteriormente separarse del grupo fundado por Osama Bin Laden, creando el “Estado Islámico de Irak y Siria” (ISIS). Luego de la toma de Mosul en 2014, el líder del ISIS, Abu Bakr al-Baghdadi, proclamó el califato en los territorios controlados en ambos países.

A lo largo de estos meses la imposición de la Sharia, las persecuciones de cristianos –con el asesinato de niños, destrucción de iglesias y esclavización de mujeres-, y el avance territorial, alentó a grupos radicales de otros países a sumarse al ISIS, como Ansar al Sharia en Libia, país donde fueron decapitados los 21 cristianos coptos.

“Esta banda ISIS es una gran amenaza para nuestra civilización occidental y es un peligro para el futuro de nuestros derechos humanos, para la libertad y la democracia que la sociedad occidental consiguió tras una lucha de siglos”, advirtió Raad Salam.

“Por lo tanto –afirmó-, Occidente debe corregir sus errores y acabar con esta banda radical islámica de asesinos. La actitud de la ONU y de toda la comunidad internacional frente los asesinatos y crímenes de ISIS, es pésima y muy extraña, como que los cristianos del oriente no les importa para nada, no le importa la expansión y el crecimiento de esta banda”.

En ese sentido, el experto católico coincidió con el llamado del Secretario de Estado Vaticano, Cardenal Pietro Parolin, que advirtió que el avance del califato de Libia exige “intervenir pronto, pero cualquier intervención de tipo armado” debe ser “bajo el paraguas de la ONU”.

“Bombardear los sitios de ISIS no termina con esta banda de criminales, lo que tiene que hacer EE.UU. y la ONU es hacer un llamamiento para formar una coalición, un ejército, de todos los miembros de la ONU para atacar y acabar con ISIS y sus seguidores, por tierra y con un ejército firme, es la única solución”, concluyó Raad Salam.

Las declaraciones del experto llegan en medio de los secuestros masivos de cristianos en el noreste de Siria y que, según las últimas informaciones, superarían las 260 personas. En ese sentido, se teme que el ISIS realice una ejecución masiva, tal como ocurrió hace unas semanas en las costas de Libia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s