¡Ay del Chiquirritin!

Así vivieron los cristianos de Alepo la Navidad del 2011. Su última Navidad en paz…

En el concierto no había expertos, niños y grandes se largaban a cantar por primera vez con el entusiasmo y la alegría que los caracteriza. Estábamos muy lejos de sospechar que la paz y tranquilidad que se respiraba en Alepo acabarían repentinamente. Nadie podía imaginar que pocos meses después se desataría una guerra. “Dios nos hizo gozar en pleno esa Navidad para prepararnos para lo que se venía…”, dicen con ojos llenos de fe.

Roguemos al Niño Jesús que vuelvan aquellos días de paz sobre Alepo.

¡Que se acallen las armas y se escuche de nuevo el canto de los niños!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s