“Podemos ofrecer nuestro dolor y nuestro sufrimiento por la salvación de nuestras almas y por las almas de los pecadores, especialmente por aquellos que destruyen Siria”

Una de nuestras jóvenes de Alepo escribió aquí un hermoso mensaje que traducimos a continuación:

Athra

“Soy una Cristiana Siria de rito Siríaco.

Doy gracias a la Familia del Verbo Encarnado porque su amor hace que nuestra vida en Alepo sea más fácil.

Todos nosotros aquí apreciamos las oraciones y el apoyo de todos ustedes.

Yo he aprendido de la Familia del Verbo Encarnado que nosotros podemos ofrecer nuestro dolor y nuestro sufrimiento por la salvación de nuestras almas y por las almas de los pecadores, especialmente por aquellos que destruyen Siria. Y esto me hace tener paciencia y me hace ser feliz.

Creo que la purificación hace de esta guerra un fuego que nos convierte en un bello cáliz. Sin fuego el cáliz es solo barro.

Los Sirios son gente encantadora (o buena gente). Nadie en el mundo puede sentirse extranjero en Siria. Siria antes de la revolución era un hogar para todos en el mundo.

Por favor, recen por nosotros, si sienten a Siria como su propio país. Y cuando todo esto haya acabado esperaremos que vengan a visitarnos.

Dios los bendiga y proteja a sus pueblos”.

Texto original:

“I am Christian Syriac Syrian

I thank IVE family because their love, make our life in Aleppo easier.

We all here appreciate your prayer and your support.

I learned from IVE family that we can sacrifice our pain, our sufferance to save our souls, your souls and sinful souls especially those who destroy our Syria, and that make me patient and make me happy.

I believe that the GRATE EARTHEN can make this war a fire and make us a beautiful vas, without fire we return in to mud. Syrian are lovely people…no body in the world feel him self as a stranger in Syria…Syria before revolution was home for every body in the world.

Please pray as if Syria is your country.. and when every thing end,we will wait for your visit.

الله يباركم و يحمي بلدكم”.

Publicado en IVE - Siria - Alepo - Guerra -, Servidora del Señor y de la Virgen de Matará en Siria | Etiquetado , , , | Deja un comentario

Siria: dramático testimonio de una religiosa argentina sobre la guerra

El pueblo es el gran espectador que está pagando con víctimas la crisis, pero “no baja los brazos” y atraviesa el sangriento y complejo conflicto con “una fuerza admirable y una fe inquebrantable”, cuenta en primera persona la religiosa Guadalupe Rodrigo.

 

Así lo cuenta en primera persona la religiosa argentina Guadalupe Rodrigo, integrante de la Familia del Verbo Encarnado que vivió los últimos tres años en Alepo, una de las ciudades más convulsionadas por la crisis siria, y que proyecta volver en las próximas semanas para seguir asistiendo a grupos cristianos perseguidos.

Festejos por la Pascua en Siria

Festejos por la Pascua en Siria

Oriunda de Villa Mercedes, San Luis, la hermana Guadalupe -de 41 años- estuvo esta semana en Buenos Aires para dar diversas charlas -una de ellas en el Senado de la Nación-, donde contó lo que es vivir por dentro una guerra civil que ya se cobró la vida de más de 100 mil personas y originó más de 2 millones de refugiados, la gran mayoría niños.

“Me fui para tomarme un tiempo, descansar, reponer fuerzas y volver. Tenía previsto hacerlo los primeros días de mayo, pero la situación está muy brava, recrudecieron los combates, así que decidí posponerlo por un mes. Si Dios quiere, en las próximas semanas estaré ahí de nuevo”, dice con voz suave pero firme.

La religiosa estuvo destinada desde 1996 a distintas zonas de Medio Oriente: primero en Belén durante tres años, después en Egipto por 12 y los últimos tres los pasó en la convulsionada Alepo, la ciudad que permanece sitiada por los rebeles que intentan derrocar al gobierno del presidente Bashar Al-Assad.

“Vivimos en bombardeo permanente. Nos acostamos pensando que puede ser el último día. El bombardeo puede ser en el lugar donde estoy”

Junto a religiosos de otras nacionalidades pero de su misma congregación, Guadalupe fue convocada por el Obispado de Siria y juntos tienen a cargo una pensión para jóvenes universitarias, en la que organizan actividades para que se distiendan en refugios ubicados en el subsuelo del edificio.

“Vivimos en bombardeo permanente. Nos acostamos pensando que puede ser el último día. El bombardeo puede ser en el lugar donde estoy. Vivimos desde hace tres años -y hoy sigue siendo así- día y noche con ataques y bombardeos en los barrios cristianos”, cuenta.

Para intentar explicar el conflicto, la hermana indica que “coexisten tres protagonistas: los rebeldes, el Ejército Nacional y el pueblo” y precisa que “se intenta imponer un Islám fanático”.

Para la religiosa, los medios de comunicación en muchos casos presentan el asunto de “una manera muy simplificada, un poco ingenua”, que “no concuerda con la realidad” y señala que “hay intereses económicos, políticos y religiosos de por medio”.

“Muchas veces juzgamos desde Occidente la forma de vida de Oriente y es imposible comprender desde acá lo que piensan, qué les sucede”, reflexiona y agrega: ¿Qué dice la gente que vive en Siria? Entre dos males, eligen el mal menor: la dictadura de Bashar al-Assad”.

“Pero el triunfo de los rebeldes no sería la libertad ni la democracia, sino la imposición del Islam fanático. La gente saldría de una para entrar en otra peor”, advierte y añade que “los levantamientos rebeldes no fueron pacíficos y los grupos terroristas usaron al pueblo”.

Entre las situaciones más dramáticas Guadalupe recuerda “ver gente muerta puesta en bolsas y tiradas a la basura, con carteles pegados que decían: no tocar, es cristiano”.

“La gente ya se acostumbró a vivir así. Hacen lo necesario como trabajar, buscar comida, estudiar, todo rápido para evitar que no los maten, porque hay francotiradores en las calles”, dice y cuenta que las jóvenes universitarias que asiste se sientan alejadas de las ventanas de las aulas por temor a los disparos.

La hermana Guadalupe y otros misioneros fueron recibidos semanas atrás en el Vaticano por el papa Francisco, en el marco de una audiencia pública en la plaza San Pedro, en la que los alentó a seguir adelante en la tarea, y “nos contagió ánimo y mucho aliento para continuar nuestro trabajo”, según cuenta.

“El papa Fracisco ha logrado muchísimo. Su preocupación es constante. El año pasado, la jornada de ayuno que convocó y que prácticamente detuvo la intervención militar de Estados Unidos, fue considerada como un milagro de la oración por el pueblo sirio, que pide insistentemente que sigan rezando por él”, explica.

Por último, la religiosa quiere dejar testimonio de la fe y fortaleza del pueblo sirio. “Es un pueblo con una fuerza admirable, no bajan los brazos y la fe los está ayudando a sobrellevar la situación. No es gente desesperada, sino que viven aferrados a Dios y no pierden la esperanza. Ellos dicen que piensan en el futuro del cielo, porque acá en la tierra ya se lo arrebataron”, señala.

Guadalupe piensa en volver en Siria. Esta vez, lo hará con otra religiosa argentina de su congregación. Sólo aguardan que desde Alepo les digan que el momento es propicio para llegar a la ciudad.

“La despedida fue muy dura, llorábamos porque no sabemos si al volver los vamos a encontrar vivos”, dice con el corazón puesto en las jóvenes cristianas de Alepo.

http://www.telam.com.ar/notas/201405/65123-guerra-en-siria-testimonio-religiosa-argentina-guadalupe-rodrigo.html

Publicado en IVE - Siria - Alepo - Guerra -, Servidora del Señor y de la Virgen de Matará en Siria | Etiquetado , , | Deja un comentario

Una religiosa contó en el Senado sus experiencias de la guerra en Siria

Invitada por los senadores puntanos Adolfo Rodríguez Saá y Liliana Negre de Alonso, la hermana Guadalupe Rodrigo conmovió con su relato. En Siria, “dicen que por la guerra piensan en el futuro de allá arriba, del cielo, porque acá en la tierra se lo han arrebatado”, señaló.

 

“Experiencias vividas en Siria. El día a día de un pueblo que sufre el azote de la Guerra”, es el título de la conferencia que brindó este martes la hermana Guadalupe Rodrigo, de la Familia Religiosa del Verbo Encarnado, con destino en la Misión Argentina en Siria.

La charla fue organizada por los senadores nacionales por la provincia de San Luis Adolfo Rodríguez Saá y Liliana Negre de Alonso, y se realizó en el Salón Azul del Senado de la Nación. Entre los presentes estuvieron el nuncio apostólico Emil Paul Scherrig, el senador sanjuanino Roberto Basualdo, autoridades eclesiáticas, y representantes de colegios religiosos.

La hermana Guadalupe, de 41 años, volvió a Villa Mercedes, San Luis, su ciudad natal. Y este martes contó su experiencia en Aleppo, una ciudad que permanece sitiada por las fuerzas rebeldes que intentan derrocar el régimen del presidente sirio Bashar Al-Assad.

“Yo no traigo mi testimonio personal, sino el testimonio de lo que vive el pueblo sirio. Vengo a contar lo que es vivir la guerra por dentro”, expresó en el marco de su presentación.

La religiosa detalló que “los levantamientos rebeldes no fueron pacíficos. Los grupos terroristas usaron al pueblo”. Contó que “todos los días matan gente. Hubo situaciones como la de ver gente muerta puesta en bolsas y tiradas a la basura y carteles pegados que decían: no tocar, es cristiano”.

Guadalupe Rodrigo dijo que “la situación que se veía por televisión no era lo que yo estaba viviendo. No concuerda con la realidad, ya que hay intereses económicos, políticos y religiosos de por medio”.

“En la guerra en Sirio coexisten tres protagonistas: los rebeldes, el Ejército Nacional y el Pueblo. Se intenta imponer un Islám fanático”, expresó la religiosa. Agregó que “los terroristas sirios y los que ingresan de otros países quieren imponer la Umma, una única Nación Islámica”.

“¿Qué dice la gente que vive en Siria? Entre dos males, eligen el mal menor: la dictadura de Bashar al-Assad”, admitió. Señaló luego que “muchas veces juzgamos desde Occidente la forma de vida de Oriente y es imposible comprender desde acá lo que piensan, qué les sucede”.

La hermana Guadalupe recordó que “al comienzo muchas familias apoyaban la revolución, pero al ver el tinte de esa revolución fueron cambiando de idea”. Comentó que “durante un año, en Aleppo no entraba nadie, ni nada. Estaba sitiada por rebeldes. Se acabó todo: luz, gas, alimentos, combustible. Fue muy duro”.

“Vivimos (hoy sigue siendo así) desde hace tres años, día y noche ataques, bombardeos en los barrios cristianos”, expresó en otro pasaje de la conferencia.

Mostrando fotos de la ciudad de Aleppo destruida, Guadalupe Rodrigo dijo que “el Ejército Nacional reprime la toma de los barrios y arrasa con todo y todos los que están en el lugar”.

En otro pasaje conmovedor, admitió que “ka gente se acostumbró a vivir así. Hacen lo necesario (trabajar, buscar comida, estudiar), rápido para evitar que los maten. Hay francotiradores en las calles”. Agregó que “los rebeldes tienen tomado hasta el cementerio cristiano”.

Luego de relatar un ataque con cientos de muertos y heridos, resaltó: “Lo que quiero destacar es que, contrariamente a lo que se puede pensar, luego de una tragedia se multiplicó la asistencia a misa”.

Contó que “nos acostamos pensando que puede ser el último día. El bombardeo puede ser en el lugar que estoy. Por lo tanto, al pensar todos lo mismo, viven con felicidad, con sonrisas que no suelo ver acá. Si pensáramos que puede ser el último día, todo sería distinto. No postergaríamos decisiones, no pensaríamos en pavadas”.

“Ellos dicen que por la guerra piensan en el futuro de allá arriba, del cielo, porque acá en la tierra se lo arrebatado”, advirtió la religiosa, que puntualizó en otro pasaje: “Ellos, los sirios, piden que todos nosotros recemos”.

Fuente: htp://www.parlamentario.com/noticia-72384.html

Publicado en IVE - Siria - Alepo - Guerra - | Etiquetado , , , , , | 2 comentarios

Siria y los nuevos mártires cristianos

Es de esperar que el llamado del papa Francisco encuentre eco frente a las atrocidades de la guerra civil que se libra en el territorio sirio.

Desde que se inició la insurrección contra el gobierno de Bashar Al Assad, que derivó en una cruenta guerra civil que continúa hasta hoy, han perdido la vida más de 150.000 personas, al tiempo que cientos de miles de refugiados han escapado fuera de las fronteras de Siria.

Entre los integrantes de la rebelión, cada día cobran más fuerza las facciones del fundamentalismo islámico que proclaman una presunta “guerra santa”. Ellas se han ensañado contra las poblaciones cristianas, cuya presencia en Siria se remonta a milenios, con el Apóstol Bernabé, Pablo de Tarso y San Ignacio de Antioquia, obispo y mártir. Desde la destrucción de iglesias, como la de San Sarkis, en la localidad de Sadad, hasta las recientes matanzas de civiles indefensos en Malula o Abra, los hechos más atroces han dado la vuelta al mundo mostrando el sadismo y la brutalidad desplegados contra víctimas civiles por el único hecho de profesar la fe cristiana. Ha habido degüellos, asesinatos de ancianos, niños y mujeres embarazadas, y hasta crucifixiones por negarse a abjurar de su fe y no renunciar a sus creencias y aceptar su conversión al Islam.

La Iglesia Ortodoxa de Antioquia o Siriana, que conduce su patriarca Ignacio Aphrem il Karim, ha venido denunciando la persecución y el martirio de sus fieles y compatriotas. El año pasado, en una ceremonia concelebrada en Roma, el papa Francisco convocó a una jornada mundial de ayuno y oración por la paz en Siria junto a dignatarios de múltiples confesiones, incluida la musulmana. Ahora, el Santo Padre, en su reciente visita a Tierra Santa, ha clamado por paz en Siria. Incluso convocó para el próximo 6 de junio, en Roma, a las autoridades de Israel y Palestina a un encuentro por la concordia y un futuro de paz

Que en nombre de una fe religiosa o de una ideología sacralizada se cometan atrocidades no es una novedad en el mundo. La historia nos abruma con ejemplos en los que se han realizado matanzas en nombre de Dios.

Las víctimas de las persecuciones en Siria son los nuevos mártires cristianos del siglo XXI, herederos de San Pablo y San Ignacio de Antioquia, ante los ojos de un mundo indiferente ante la atrocidad. Es de esperar que el oportuno llamado del papa Francisco sea escuchado y se encuentre pronto un final para el atroz conflicto que baña de sangre a Siria.

Publicado en IVE - Siria - Alepo - Guerra - | Etiquetado , , , , | Deja un comentario

Paciencia de Dios e impaciencia de los hombres

Compartimos este artículo que escribió el p. Luis Montes, misionero de nuestro Instituto en Bagdad, Irak en su blog AMIGOS DE IRAK sobre la situación que viven actualmente los cristianos allí, en muchos puntos similar a la de nuestros fieles en Alepo.

Les pedimos oraciones.

¡Dios los bendiga!

Misioneros del Instituto del Verbo Encarnado en Siria

_______________________________________

Paciencia de Dios e impaciencia de los hombres

Siempre decimos que es difícil explicar la situación en este país (Cf. Cómo estamos) y los acontecimientos de las últimas semanas no lo hacen másirak_tanque fácil.

Ya hace meses una zona ubicada en el centro occidental de Irak, la región de Anbar, se halla extremadamente convulsionada. Es la región que más luchó contra las fuerzas estadounidenses en la guerra y la que fue más castigada (incluso con el uso de balas de uranio empobrecido que aún hoy sigue mostrando el rostro más inhumano de la guerra: es terrible la cantidad de niños que nacen con malformaciones)  y la que más ha resistido a los posteriores gobierno chiitas.

La gran proporción de habitantes sunitas de ahí ha sido causa de un rechazo permanente al gobierno, que se ha traducido en escalada terrorista de bombas y muerte por una parte, y de salvajes represalias a esa escalada por parte del ejército. En definitiva, un círculo de injusticias de ambos bandos que no termina y al que nadie parece interesado en poner fin. No hay que olvidar que el perdón no es aceptado en el Islam y que al mal hay que combatirlo con más mal.

Con la guerra que se desarrolla actualmente en Siria este conflicto está creciendo y nadie sabe lo que va a pasar. Puesto que la provincia de Anbar limita con Siria, los mismos terroristas que hacen atentados y batallas en Siria contra el gobierno, realizan las mismas acciones en Irak. Las mismas armas que las monarquías sunitas (con el apoyo de algunas potencias occidentales) dan a los terroristas en Siria, son usadas aquí. Y el gobierno se muestra incapaz de frenar la escalada.

inundacion1Hasta hace poco la acción de estos fundamentalistas eran atentados de todo tipo. Pero ya han tomado ciudades y puntos estratégicos del país. Recientemente tomaron una represa de agua y están produciendo sequías en el sur de país e inundaciones en las afueras de Bagdad. Y ya hay verdaderas batallas a las puertas de la capital.

Acostumbrados a guerras y post guerras los habitantes de Bagdad casi no se dan por enterados de esto que sucede, prácticamente no se habla del tema y la vida sigue normal.

Los medios internacionales tampoco parecen interesados y estas noticias no se leen afuera.

No sabemos hasta qué punto eso va a ser controlado o va a crecer pero la visión de los campos arruinados por falta de agua, de barrios enteros evacuados por las inundaciones, de la muerte de inocentes, del odio que aumenta, y de la indiferencia de los poderosos de este mundo, nos lleva a pedirles a uds., amigos de Irak, por más oraciones.

El otro día, hablaba con una amiga iraquí que me decía que estaba cansada del obrar de los malos. ¿Hasta cuándo tendremos que sufrir esto? Ella recuerda toda una vida marcada por la guerra, por las injusticias, por el odio, por la impunidad de los que hacen el mal.

image002t14La sangre de los inocentes clama al Cielo y el Cielo parece no escuchar.

Pero los que sabemos que Dios se hizo hombre para morir por nosotros no podemos dudar que el Cielo siempre escucha. El “parece no escuchar” es solo eso, algo que parece pero no es.

Lo explicaba hermosísimamente el Papa Benedicto XVI en el discurso de inicio de su pontificado:

¡Cuántas veces desearíamos que Dios se mostrara más fuerte! Que actuara duramente, derrotara el mal y creara un mundo mejor. Todas las ideologías del poder se justifican así, justifican la destrucción de lo que se opondría al progreso y a la liberación de la humanidad. Nosotros sufrimos por la paciencia de Dios.

¡Nosotros sufrimos por la paciencia de Dios! ¡Qué verdad tan dura! Todo hombre puede experimentarla, unos más (como los que sufren mayores males y por más tiempo) otros menos, pero todos pueden experimentarla porque el mal del corazón del hombre está en todos lados y la paciencia de Dios es infinita.

Pero agrega al Papa:

Y, no obstante, todos necesitamos su paciencia.

Era costumbre en el antiguo Oriente que los reyes se llamaran a sí mismos pastores de su pueblo. Era una imagen de su poder, una imagen cínica: para ellos, los pueblos eran como ovejas de las que el pastor podía disponer a su agrado. Por el contrario, el pastor de todos los hombres, el Dios vivo, se ha hecho él mismo cordero, se ha puesto de la parte de los corderos, de los que son pisoteados y sacrificados. Precisamente así se revela Él como el verdadero pastor: “Yo soy el buen pastor [...]. Yo doy mi vida por las ovejas”, dice Jesús de sí mismo (Jn 10, 14s.). No es el poder lo que redime, sino el amor. Éste es el distintivo de Dios: Él mismo es amor.

Y por esto, Dios pone todo patas para arriba: dijimos que “nosotros sufrimos por la paciencia de Dios” es una verdad dura. Pero no es solo eso. Es una verdad increíblemente consoladora porque Él “se ha puesto de parte de los corderos, de los que son pisoteados y sacrificados”, porque “el Dios, que se ha hecho cordero, nos dice que el mundo se salva por el Crucificado y no por los crucificadores. El mundo es redimido por la paciencia de Dios y destruido por la impaciencia de los hombres“.

Y nosotros queremos estar del lado de la paciencia de Dios.

¡Que Dios nos conceda esa gracia!

P. Luis Montes, IVE

Misionero del Instituto del Verbo Encarnado en Irak

Desde:http://amigosdeirak.verboencarnado.net/2014/05/12/paciencia-de-dios-e-impaciencia-de-los-hombres/

Publicado en IVE - Siria - Alepo - Guerra - | Etiquetado , , , | Deja un comentario

…Y SIGAN MISIONANDO!!!

Queridos Amigos

A nuestro paso por Roma, de camino hacia nuestros países natales, tuvimos el regalo de poder saludar al Papa Francisco. Fue un miércoles, durante la Audiencia General.

papasiria

La Plaza San Pedro estaba colmada de peregrinos de todas partes. No deja de ser un milagro de nuestra fe ver congregadas a todo tipo de personas, de tan distintas condiciones, unidas por el amor al Papa, Vicario de Cristo en la tierra.

Como ya es tradición, terminada la catequesis el Santo Padre bajó del palco y se fue acercando a la gente para saludar. Era contagioso el clima de fiesta y alegría que se respiraba. Destacaban los grupos de argentinos, cantando y ovacionándolo con esa típica chispa que los caracteriza. A su paso por la baranda, el Papa bromeaba y conversaba con cada persona con una dedicación que parecía única, como si en esos momentos el tiempo se detuviese. Y como si no hubiera nadie más en la plaza!

Finalmente llegó nuestro turno. Lo saludamos y nos presentamos como misioneros en Siria. Al instante enmudecieron las risas y el semblante del Papa Francisco se entristeció, dejando traslucir el profundo dolor que le produce esta guerra. Conversamos un poco sobre la situación y le transmitimos el agradecimiento de nuestra gente por sus oraciones. Fueron pocos instantes pero muy intensos. Ya despidiéndonos se encendió nuevamente el rostro del sucesor de Pedro alentándonos con vivo entusiasmo: “¡Ustedes sigan misionando! ¡Sigan misionando!”.

¡Un fuerte abrazo para todos!

Misioneros del Instituto del Verbo Encarnado en Alepo, Siria

Publicado en IVE - Siria - Alepo - Guerra -, Servidora del Señor y de la Virgen de Matará en Siria | Etiquetado , , , , , , | 1 comentario

La tragedia de Siria

Queridos Amigos, les dejo el texto de una entrevista que me hizo un medio católico de Argentina. Estamos desde hace unas semanas descansando en casa de nuestras familia para retomar fuerzas para volver a la misión en Alepo. Sigan rezando por nosotros y que pasen una muy feliz Pascua!!

Hna. Guadalupe, SSVM

_________________________

Una monja argentina relata en primera persona la tragedia de Siria

animoLa hermana María de Guadalupe –en el siglo, Ximena Rodrigo-, regresó a su ciudad natal, Villa Mercedes, en San Luis, luego de permanecer por dos años en la ciudad de Alepo, en Siria, acompañando la tarea pastoral encomendada a sacerdotes y religiosas del Instituto del Verbo Encarnado (IVE). 

La hermana Guadalupe volvió a Villa Mercedes, y de paso, brindó una charla en la Escuela Normal Juan Llerena, donde cursó sus estudios primarios y secundarios. La religiosa, de 41 años, pasó por los estudios de Radio Acuarela, una emisora local, y ofreció su testimonio de fe en el difícil contexto que los cristianos deben soportar en Medio Oriente. 

La religiosa contó que la situación en la ciudad donde estaba destinada, Alepo, era “de calma, de tranquilidad y de convivencia” hasta que se desató la guerra. Afirmó que la situación política es “muy compleja”, e involucra a actores políticos, económicos… y también religiosos. La posición geográfica de Siria, entre el Medio Oriente y el Asia Menor, sus recursos naturales y otras bondades despertaron la codicia de agentes económicos que actuaron, dice, sin atender la situación de la población. 

La situación en Siria

“Esta guerra se desata como un levantamiento de algunos sectores del ejército contra Bashar Al-Assad y su dinastía, que lleva más de 40 años como dictadura. Pero esto rápidamente degeneró en otras cosas: facciones del Islam fundamentalista aprovecharon la situación para derribar al gobierno. Lo que comenzó como un levantamiento popular terminó ahora siendo otra cosa”. 

“Los que están luchando contra el gobierno ahora son grupos fundamentalistas extranjeros. Son mercenarios sanguinarios que están masacrando al pueblo. Quieren desestabilizar y que el gobierno deba dejar. Este gobierno, por más que sea musulmán, pertenece a la secta de los alauitas, que son de los más moderados”, contó la religiosa, para quien la tolerancia religiosa del actual gobierno es un motivo de conflicto y atenta contra el proyecto de la “gran nación islámica”. 

“Quienes están alentando a estas facciones islámicas, aunque tengan otros intereses, son las grandes potencias; entre ellas, Estados Unidos”, denunció la hermana. 

La actuación del IVE

La hermana Guadalupe relató que el IVE llegó a Siria convocado por el obispo latino, quien años atrás anunció la construcción de la catedral y una residencia universitaria. La congregación argentina ofreció sacerdotes y hermanas para la atención pastoral de ambas realidades. Allí atendían como en una parroquia de cualquier ciudad, hasta la actual situación. 

“Hemos vivido por dos años en sitio, con situaciones terribles, como falta de agua, de electricidad o combustible. Sin embargo, hay gente que no deja de venir: muchos mayores caminan cerca de 45 minutos para venir a misa, con el riesgo que eso conlleva, porque ¡estamos en guerra! El bombardeo es permanente…” 

La religiosa contó que, a pesar de las condiciones, la acción religiosa continúa, y en cierta manera, aumentó. Las actividades en invierno, por ejemplo, deben concluir antes de las 17 para que las personas regresen a sus hogares con la luz del día y no ser asaltadoa. 

El papel de la Iglesia

Por su parte, el obispo católico, monseñor Antoine Audo, intenta mantenerse al margen de la discusión política. Aunque eso no impide tener postura sobre el tema: “No se está combatiendo por el pueblo, sino contra el pueblo: ellos atacan directamente los barrios cristianos. Hablamos de barrios civiles, muy populares… la gente está tratando de sobrevivir. Los terroristas atacan directamente al cristianismo”. 

La monja contó que en Navidad y Año Nuevo amenazaron a los cristianos con hacerles llover misiles pintados de rojo, como obsequio de Papá Noel. “Llovían los misiles sobre nuestras casas”, expresó. Dijo también que es posible que haya cerca de 100.000 muertos en estos dos años de conflicto. 

Guadalupe relató que muchos pueblos fueron tomados por las guerrillas islámicas, que impusieron la ley islámica y ya no permiten la convivencia religiosa. Obligan a las mujeres a taparse, como habitúan las musulmanas, y retiraron las cruces de los lugares públicos y de los templos. 

En Siria, relata, se vivió como “un verdadero milagro” la jornada de ayuno y oración promovida por el papa Francisco, que evitó el avance de un ataque con misiles sobre las principales ciudades. Frente a la incertidumbre del ataque, los fieles sintieron la presencia de los cristianos y gente de otros credos rezando por la paz. 

La religiosa tuvo la oportunidad, antes de volver a la Argentina, de pasar por Roma y saludar al papa Francisco luego de una audiencia. Recordó, emocionada, su saludo y la exhortación a seguir misionando. “Es muy importante que el Santo Padre te lo diga… eso fue muy importante para nosotros”.+ 

Publicado en IVE - Siria - Alepo - Guerra -, Servidora del Señor y de la Virgen de Matará en Siria | Etiquetado , , , | Deja un comentario

Queremos recuperar fuerzas para regresar a la misión

Queridos Amigos:

Les escribimos un par de líneas para contarles que hemos podido salir de Siria para tomarnos un tiempo de descanso y visitar nuestras familias. Gracias a Dios el viaje estuvo bien, aunque lleno de particularidades que ya les contaremos.

Queremos recuperar fuerzas para regresar a la misión, Dios mediante, los primeros días de mayo.

¡Seguimos en contacto!
Misioneros en Alepo-Siria

cristianosensiria3

Visite: MISIONES IVE

 

Publicado en IVE - Siria - Alepo - Guerra -, IVE-Siria-Oracion por la paz, Servidora del Señor y de la Virgen de Matará en Siria | Etiquetado , , | Deja un comentario

¡Gracias! ¡Nos han hecho sentir que estamos en Navidad!

Queridos Todos:

Aunque unos días más tarde –ya conocen ustedes los inconvenientes “técnicos” de esta misión- les escribimos unas líneas para desearles felices fiestas! y agradecerles todos los mensajes de saludo que han enviado ¡Dios oiga sus oraciones y nos conceda la paz!

Hemos tenido aquí unas fiestas muy singulares. Por la situación de peligro y tener que concentrar todas las actividades en un horario prudente, las misas tanto de Navidad como de Año Nuevo fueron a las 4 de la tarde. Y como está haciendo tanto frío y no hay medios de calefacción estamos usando la capilla del Santísimo en lugar de la Iglesia grande. En los ventanales de la capilla todavía grandes parches de plástico ocupan el lugar de los vidrios -herencia de la gran explosión de enero del año pasado-, pero al menos es un ambiente más pequeño y nos obliga a amontonarnos!

siria

En estas últimas semanas tenemos muy poca electricidad. Pero como inesperado regalo de Navidad apenas comenzada la Misa de Nochebuena llegó la luz! Y duró todavía una hora más, así que nos dio tiempo para hacer incluso un rato de festejo. Música, algunas cosas dulces y se armó la fiesta! Grandes y chicos bailaron hasta el último minuto de luz!

Y por si algún escéptico todavía osa atribuirlo a la casualidad, el 31 ocurrió lo mismo! Llegó la electricidad durante la misa!
En la prédica el Padre Rodrigo exhortó a la acción de gracias por los bienes con los que Dios nos bendice: el don de la vida -¡en medio de esta guerra aun estamos vivos!-; la salud, cuando no contamos con medios para defendernos del frío; la posibilidad de que nuestros jóvenes continúen sus estudios en la universidad haciendo frente a tantas contrariedades; que como feligresía podamos vivir un tan marcado espíritu de familia, y recibir a Jesús Sacramentado cotidianamente; las confesiones, los ejercicios espirituales, las actividades y apostolados realizados en circunstancias tan adversas, y tantos otros bienes recibidos a nivel personal.
Después de la misa pudimos hacer todavía un rato de festejo mientras duró la electricidad. Y hasta brindamos por el año nuevo con una botella de vino tinto casero que sabía al más refinado champagne!

siria1
Son pequeños detalles que pueden parecer insignificantes a ojos de quienes no sufren las privaciones que aquí vive esta gente. No hay electricidad para escuchar villancicos y poner luces en el pesebre; no hay pan dulce ni turrones ni cómo cocinar comida de fiesta; no hay regalos ni ropa nueva, ni siquiera la posibilidad de darse una buena ducha con agua caliente! Y aunque en definitiva se trata solo del “decorado” de estas fiestas, se hace difícil vivirlas tan a secas… Sin embargo, terminada la misa y la fiesta de Navidad todos felices nos decían: ¡Gracias! ¡Nos han hecho sentir que estamos en Navidad!

Y estas dificultades son apenas una sombra de lo que realmente están sufriendo aquí los cristianos. Aproximándose estas fiestas, los grupos fundamentalistas de la oposición, buscando sembrar el terror e impedirles ir a rezar, publicaron abiertamente en las redes sociales su plan de atacar durante las fiestas los más tradicionales barrios cristianos del centro de la ciudad, “disparando sobre sus casas misiles pintados de rojo como regalos de Papá Noel”. Así lo hicieron. Y las bombas literalmente han llovido sobre ellos todos estos días, cobrándose muchas víctimas y causando destrucción por todas partes.

Pero no se dan cuenta de que no pueden contra ellos… Lejos de amedrentarlos los hacen más fuertes! Y el peligro de perder la vida no pudo ahogar el espíritu navideño de este pueblo que una vez más colmó todas las Iglesias de la ciudad de Alepo.

Ese es el secreto del cristiano, que enfurece y confunde al demonio y a quienes obran bajo su bandera: el sufrimiento lo fortalece, la persecución lo hace fecundo, y la muerte le da Vida!

¡Feliz Navidad para todos! ¡Y un año nuevo de paz!
Misioneros en Alepo

Publicado en IVE - Siria - Alepo - Guerra -, Navidad - Siria - IVE | Etiquetado , , , , , , , , | Deja un comentario

¡Y NO BAJAN LOS BRAZOS!

Queridos todos:

Aunque ya hace un tiempo que escribimos esto, queremos compartirlo con ustedes ahora que tenemos conexión.

Está haciendo mucho frío en Alepo. Tenemos apenas un par de horas de electricidad al día y el combustible escasea, por lo que se agotan también los medios de calefacción. La gente salió a las calles para conseguir al menos un poco de leña para cocinar y calentarse. Y los árboles, que antes hermoseaban la ciudad, se desnudaron donando hasta sus últimas ramas.

siria-con-nieve
Una mamá no sabía ya que hacer para consolar a sus 3 niños que lloraban por el frío. Se le ocurrió entonces: “¡vamos a bailar!”. El papá improvisó un “table” (tamborcito árabe) dando golpes rítmicos en la mesa mientras cantaba, y ella bailaba de la mano de sus niños. Se las ingeniaron para animar a sus hijos que terminaron riendo a las carcajadas y entraron en calor… Mientras los vecinos del departamento de abajo se preguntaban cual sería la razón de tanta fiesta!

¡Aun las más crudas necesidades no logran que este pueblo baje los brazos!

siria_nevada

Y después de varios días de temperaturas bajo cero, el lunes empezó a nevar… Por unos momentos todos olvidamos los pesares de esta guerra y salimos a las calles.

Los cañones, silenciados, parecen haberse quedado dormidos bajo la espesa nieve.
Y la tan lastimada Alepo se ve bella… y blanca!!

Misioneros en Alepo

Publicado en IVE - Siria - Alepo - Guerra -, Navidad - Siria - IVE | Etiquetado , , , , , , , , | Deja un comentario